Tedeum en Tucumán. El arzobispo Sánchez habló del “valor inalienable de la vida”

El presidente Mauricio Macri encabezará este lunes en San Miguel de Tucumán un acto conmemorativo por el Día de la Independencia, que se desarrollará en la Casa Histórica.

El acto, que también contará con la presencia del gobernador Juan Manzur e integrantes del Gabinete nacional, comenzará a las 11:15 y está previsto que dure una hora.

Macri no participará del Tédeum que se realizará a las 9:00 en la Iglesia Catedral, ni tampoco de la ceremonia de izamiento de la bandera nacional que se llevará a cabo minutos antes, a las 8:40, según el cronograma de la gobernación tucumana.

A las 13:30, en tanto, se desarrollará un desfile patrio en el parque 9 de julio con la participación de agrupaciones gauchas, carrozas de municipios y comunas, escuelas, colectividades, Ejército y fuerzas de seguridad.

Durante el evento, el presidente estará custodiado por un operativo de seguridad que contará con 2500 policías.

Momentos antes de que el jefe de Estado ingrese a la Casa Histórica, está convocada una concentración opositora en Plaza Irigoyen para repudiar su presencia en la provincia.

El presidente Mauricio Macri no asistió a la misa, en plena tensión con el Episcopado por haber habilitado en el Congreso la discusión del proyecto que habilita la interrupción del embarazo. En lugar del mandatario se presentó la vicepresidenta Gabriela Michetti, de estrecha relación con el Papa Francisco.

“Toda vida vale, no hay sobrantes en la Argentina”, dijo Sánchez. El religioso habló del “valor inalienable de la vida” e indicó que se trata de “un derecho que tiene todo argentino”. En este contexto, afirmó: “Toda vida vale. Todo hombre es importante. No hay sobrantes en la Argentina. Nos toca edificar desde la promoción de la vida”. “En este pedazo de historia que nos toca vivir, no podemos ser indiferentes, tenemos que ser valientes; sacrificados y apasionados defensores de la vida porque vale toda la vida. Los que tenemos responsabilidades públicas, con mayor entrega y sacrificio, con entusiasmo patriótico y valentía aunque se burlen y nos desacrediten”.

El arzobispo dijo que “se pronunciaron a favor de la vida”. “Cuántos jóvenes, ancianos y médicos de otras provincias lo hicieron. No edifiquemos sobre las arenas de leyes injustas”, “A los argentinos que estamos caminando este Bicentenario de la Patria nos toca edificar sobre la roca del respeto, de la custodia y la promoción de la vida, no de la muerte. El aborto es muerte del inocente, de un niño, de un argentino… Y nadie tiene derecho a eliminar voluntariamente la vida de un ser humano”, “muchos argentinos marginados que necesitan de otros argentinos”. “Necesitamos escuchar la voz de los que no tienen voz”, “una modesta y típica casa colonial cedida por una familia patricia”. “¿Qué lindo, no? La declaración de la Independencia argentina en una casa de familia, en la casa de Tucumán. Qué signo hermoso, porque es el signo del hogar, de dónde nace la vida, donde vive una familia. Estamos llamados a ser familia en nuestra patria argentina, donde todos se sientan incluidos y escuchados, defendidos en sus derechos y comprometidos en sus deberes”, dijo.

En una misa que ofició en Luján, el titular de la Conferencia Episcopal Argentina monseñor Oscar Ojea consideró que la propuesta, de convertirse en ley, “legitimaría la eliminación de un ser humano por otro ser humano”.

En la denominada “Misa por la vida”, convocada por la cúpula de la Iglesia, Ojea dijo que la vida “es puro don de Dios, y nosotros no somos sus dueños”. Además consideró que el país atraviesa momentos delicados porque, afirmó, muchos sienten “desamparo y tristeza” ante la posibilidad que se el proyecto se convierta en ley. Ojea llamó a encontrar “soluciones nuevas y creativas” para que ninguna mujer “busque recurrir a un desenlace que no es solución para nadie”.

La vice
“Cuando uno tiene un período donde la gente no esté entusiasmada con lo que está pasando, por ejemplo en datos de la vida cotidiana, y la inflación se genera a partir de una crisis cambiaria, obviamente que afecta, pero este camino venía mal trazado desde los últimos 70 años; ninguno de los Gobiernos logró encaminar al Estado desde la prosperidad económica”.

El Gobernador
El 9 de Julio comenzó a ser celebrado desde muy temprano en la plaza Independencia con un chocolate patrio. Allí, el gobernador Juan Manzur, junto a funcionarios del Gabinete provincial y diplomáticos compartieron el momento junto a vecinos, familias, escolares, turistas y cadetes de las fuerzas de seguridad que se apersonaron para iniciar los festejos del día patrio en el principal paseo tucumano, sobre la explanada de Casa de Gobierno.

Posteriormente, tal como estaba previsto en la agenda, el primer mandatario presidió la Ceremonia de izamiento de bandera en el mástil de plaza Independencia. La canción a la bandera fue interpretada por el Coro Estable del Ente Cultural de Tucumán y la banda del Liceo General Gregorio Aráoz de Lamadrid.

Tras la ceremonia, el gobernador expresó: “Hoy es el cumpleaños de la Argentina y como todo cumpleaños es un día de fiesta, es un día de entusiasmos, y hoy lo que queremos es renovar la esperanza, renovar el compromiso con este pueblo bendito, y lo hacemos desde Tucumán, en forma humilde, con la gente en la plaza pública, con nuestros símbolos y con todo el entusiasmos que esto lleva”

Bookmark and Share

Palermonline

Palermonline Noticias [email protected]