24 de septiembre Día Internacional de Cáncer de Tiroides

Compartí :-) .

Con un diagnóstico temprano, un pronóstico excelente.

El 95% de los nódulos de la glándula tiroides tienden a ser benignos.

El cáncer Tiroideo es un tumor que se origina dentro de la glándula tiroides localizada en la parte anterior del cuello. Generalmente se manifiesta como un nódulo que es detectado por la palpación del cuello por un médico, el propio paciente, o en ecografías. Se presenta en todas las edades, desde niños pequeños hasta adultos mayores, con mayor frecuencia entre los 20 y 55 años de edad.

“El cáncer de Tiroides es una patología de buen pronóstico, lento crecimiento y baja agresividad. Su tasa de mortalidad se ha mantenido estable por muchos años y es muy baja en comparación con otros cánceres”, explica la Dra. María Celeste Balonga, especialista en Endocrinología del Instituto de Diagnóstico e Investigaciones Metabólicas (IDIM).
Al realizar el diagnóstico de un nódulo tiroideo, si presenta características sospechosas de malignidad, se solicita una PAAF: punción aspiración del nódulo, que es un procedimiento sencillo y ambulatorio. De acuerdo a los resultados, es el médico endocrinólogo generalmente quien decide si el nódulo se opera, sí los datos son indeterminados y se debe volver a punzar o si el nódulo es benigno y se controlará semestralmente.
Existen diferentes formas de cáncer de tiroides, cada una con características propias:
Cáncer Diferenciado de Tiroides (CDT): Representa el 90% de todos los cánceres de tiroides. Sus variantes son:
Cáncer papilar: Es el tipo más común de cáncer tiroideo. Se suele diagnosticar más en mujeres que en hombres. Se origina de las células foliculares propias de la glándula Tiroides y, muchas veces, afecta ganglios linfáticos del cuello.
Cáncer folicular: Es el segundo en frecuencia y también es más detectado en mujeres. Es menos común que afecte los ganglios linfáticos del cuello. El Cáncer de células de Hürthle: Es una variante del carcinoma folicular, poco frecuente y más agresivo. El pronóstico no es tan favorable como para el carcinoma folicular típico porque es es más complejo de tratar. Absorbe menos yodo radioactivo y puede afectar ganglios o diseminarse a distancia (metástasis).
Si se detectan de forma temprana, la mayoría de los cánceres papilares y foliculares pueden tratarse exitosamente. Su tratamiento y manejo son parecidos.

Cáncer Medular de Tiroides: Es un cáncer que se origina en células de la glándula Tiroides pero diferentes a las que dan origen a de los tumores anteriores. Si bien es poco frecuente, tiene una alta asociación familiar. El tratamiento es la cirugía y no tiene capacidad para absorber yodo. Su pronóstico a largo plazo no es tan positivo como el de los cánceres tiroideos bien diferenciados.

Ante la pregunta ¿por qué se produce el cáncer de tiroides? se sabe que hay causas ambientales y otras propias de cada individuo, o genéticas.

Entre los factores de riesgo, podemos mencionar:
Obesidad: Se considera que el aumento del cáncer de Tiroides podría ir de la mano con el incremento de la obesidad a nivel mundial, por su asociación con la resistencia a la acción de la insulina que presentan los pacientes obesos.
Exposición a radiación: Hay gran asociación entre la radioactividad y el cáncer de Tiroides. Las personas tienen un mayor riesgo de presentar cáncer tiroideo si fueron expuestos a altas dosis de radiación durante la infancia, o si recibieron tratamiento radiactivo en cabeza y cuello por problemas médicos.
Antecedentes en la familia de cáncer de Tiroides.
Antecedentes de patología autoinmune: La Tiroiditis de Hashimoto es una enfermedad autoinmune que afecta la glándula tiroides. Se ha observa asociación entre esta enfermedad y el cáncer de tiroides.

¿Es más frecuente el cáncer de Tiroides en la mujer que en el hombre?
La prevalencia en cáncer de Tiroides es mayor en mujeres y se debe a que la patología tiroidea es más frecuente en el género femenino. La proporción es alrededor de 7 mujeres por cada 10 pacientes.
“El sexo masculino, en general, tiene un peor pronóstico. Esto suele deberse a que lo hombres consultan más tarde y el diagnóstico se hace en etapas más avanzadas de la enfermedad. Cuando detectamos un nódulo en un paciente varón, solemos analizarlo con punción tempranamente” concluye la especialista.

TRATAMIENTO
El tratamiento inicial del cáncer de Tiroides consiste en realizar una cirugía para extirpar la glándula completa (Tiroidectomía total). Con este procedimiento se evita la aparición de futuros nódulos y se facilitan los controles médicos. En algunos casos es necesario, además, extraer algunos ganglios del cuello, que podrían estar afectados. Será necesaria la toma diaria de levotiroxina (T4) cuyo objetivo será remplazar las funciones de las hormonas producidas por la glándula Tiroides.
Luego de la operación y a partir del análisis del patólogo, se realizará la clasificación para determinará el tipo de cáncer (papilar, folicular, medular, u otros menos frecuentes) y su agresividad. Con estos datos el endocrinólogo determinará si es necesario o no el tratamiento con YODO.
Completado el tratamiento (cirugía con o sin yodo) los controles consisten en visitas semestrales al endocrinólogo, con análisis de sangre y ecografías, con el fin de controlar los ganglios y el cuello, los lugares más comunes afectados por esta enfermedad, y para ajustar las dosis de la levotiroxina.
Para finalizar, hay que recordar que, si bien el diagnóstico de cáncer de Tiroides se incrementó en las últimas décadas, no ha aumentado su mortalidad, considerando que el mayor acceso a la salud de la población y de la cantidad de ecografías de cuello realizadas por otras enfermedades son la principal razón del aumento en la detección de los nódulos tiroideo.

Asesoró: Dra. María Celeste Balonga, especialista en Endocrinología del Instituto de Diagnóstico e Investigaciones Metabólicas (IDIM) (M.N. 116.795)

Resultados de la Campaña de IDIM diagnóstico en alteraciones en la glándula tiroidea.
El IDIM organiza todos los años, la “Semana de la Tiroides “que se realiza en el marco del día mundial de la Tiroides que se celebra el 25 de mayo de cada año. Esta semana constituye un programa educativo y preventivo, orientado a la comunicación de pautas saludables, detección y diagnóstico de alteraciones en la glándula tiroidea.

La prevalencia de las enfermedades funcionales de la glándula Tiroides es muy elevada en la población general. Suelen ser más frecuentes en mujeres que en hombres. Se estima que más del 5% de la población mundial sufre algún tipo de alteración tiroidea. Afortunadamente hoy en día, hay tratamientos eficaces para la disfunción tiroidea que reducen los riesgos de complicaciones graves. El diagnóstico es sencillo y solo requiere de un análisis de laboratorio hormonal.

Esta actividad, gratuita y con inscripción previa, estuvo organizada por la Fundación de Investigaciones Metabólicas y tenía como objetivo concientizar a la población respecto de la sintomatología que puede estar evidenciando una alteración en la glándula tiroidea. Un selecto grupo de expertos en el área de salud fue designado para llevar a cabo la actividad. Todos desarrollan sus actividades profesionales en el IDIM.
Del 05 al 29 de mayo del 2015, se realizaron chequeos preventivos de TSH a personas mayores de 18 años sin cobertura médica. Se evaluaron 88 pacientes entre ellos 73 mujeres y 15 hombres de 16 a 93 años. Se detectaron 19 pacientes que padecían Hipotiroidismo con un valor de TSH mayor a 4,2, 5 de estos pacientes presentaron un valor de TSH mayor a 10. En lo que respecta a Hipertiroidismo, se detectaron 4 pacientes con un valor de TSH mayor a 0,27. Se encontró un solo caso de Hipotiroidismo Severo en una mujer de 43 años que refería síntomas inespecíficos.
El IDIM se comunico con todos los pacientes con anormalidades, a los que se les ofreció una consulta médica y asesoramiento gratuito por un especialista de la institución.
El diagnóstico precoz es la clave para un tratamiento adecuado y una mejor calidad de vida.

Acerca del Instituto de Diagnóstico e Investigaciones Metabólicas.
El Instituto de Diagnóstico e Investigaciones Metabólicas (IDIM) es una institución especializada en endocrinología. Bajo el lema “Somos Nuestros Pacientes”, brinda servicios de salud de excelencia, enfocados en el área general de la endocrinología y las patologías que la especialidad abarca como ser los trastornos tiroides, la osteoporosis, la diabetes, entre otros.
En 2015 el IDIM cumple 35 años de servicio a la comunidad. Durante este trayecto, se caracterizó por la excelencia que garantiza a través de la capacitación constante, la docencia y la investigación científica, a la vez que orienta todos los aspectos del servicio de salud a la situación de cada paciente. Desde sus inicios en 1980, bajo la dirección del Profesor Dr. José Rubén Zanchetta, el IDIM ha ido creciendo y alcanzando diversos logros que refuerzan la excelencia en su servicio y el compromiso con los pacientes.

Algunos hitos en sus 35 años
1986: A la vanguardia de la especialidad, incorporó el primer densitómetro del país.
1990: Se inaugura la Sede Centro (ubicada en Libertad 836) donde incorpora los servicios de Radiología, Ecografía y Mamografía; también se crea la Fundación de Investigaciones Metabólicas (FIM)
1993: Se inaugura la Sede Belgrano en Amenábar 1945, y un año más tarde comienza a funcionar el Departamento de Investigación Clínica (DIC).
1998: Se crea la Cátedra de Osteología y Metabolismo Mineral, en conjunto con la Universidad Del Salvador, siendo así la primera y única maestría de la especialidad en el país y Latinoamérica.
2005: Incorpora un equipo de Tomografía Computada Periférica de Alta Resolución (HR-pQCT), único en Sudamérica. Más tarde suma los servicios de Resonancia Magnética y de Tomografía Computada en la Sede Belgrano, y comienza a implementar un sistema digital de Historias Clínicas.
2014: Lanza su Campus Virtual ofreciendo cursos a profesionales de la salud de Latinoamérica.

Además, el IDIM es una de las instituciones con más profesionales osteólogos certificados, y su laboratorio es pionero en la utilización de marcadores bioquímicos, con más de 25.000 estudios metabólicos realizados. En estos 35 años ha realizado un gran aporte científico, con 441 publicaciones en prestigiosas revistas y ha recibido 27 premios de diversas sociedades médicas internacionales y nacionales.
Más información en www.idim.com.ar

Palermonline

Palermonline Noticias info@palermonline.com.ar

error: Te queremos :-) pero no nos copies. estamos trabajando en Palermo desde 1999