Palermo Online Noticias IMAGEN

Ailen Navarro: La chica que custodia la carpa opositora.

La chica que se hizo conocida por pasar la noche custodiando la carpa opositora estudia locución, trabaja como promotora, hace tela y sube fotos provocativas a las redes sociales.

Ailen Navarro tuvo este miércoles su minuto de fama por haber custodiado sola la «Carpa por la Justicia» que instaló la oposición frente al Congreso en contra de la reforma judicial. Más allá de esto, llamó la atención por su belleza y su figura.

Navarro, de 19 años, es una estudiante de locución que trabaja como promotora, como se puede ver en su perfil de Facebook, donde publica fotos de un acto de presencia en un boliche para Fernet Branca.

Además, la chica tiene varias fotos muy sensuales de un book personal que se mandó a hacer para crecer en su carrera.

Dueña de un cuerpo privilegiado, la joven también muestra su agilidad para el deporte ya que hace tela, una disciplina para la que hay que tener un buen estado físico y destreza.

Más allá de la frivolidad, Ailen también tiene subida una foto en la que se puede ver que concurrió a la marcha del 18 de abril. Sin embargo, su mayor contribución a la oposición fue la de estas últimas horas, cuando se quedó sola al frente de la carpa en Plaza Congreso.

«Vine a firmar con unos amigos y me ofrecí a quedarme y estuve toda la noche», contó Navarro en declaraciones radiales. «Mientras yo estuve, no hubo nadie», agregó la joven, que estuvo sola, a cargo de la carpa, hasta las 9 de este miércoles.

En la noche del martes salió de cursar cerca de las 20 y pasó toda la noche juntando firmas en rechazo a la reforma. Los inspectores de los colectivos le acercaron café y una cadena de comidas que funciona las 24 horas la alimentó. «En algunos momentos quise ir al baño y no podía», contó.

A las 9, una persona que trabaja para un diputado opositor —cuyo nombre no fue dado a conocer— llegó a la «Carpa por la Justicia» y, para sorpresa de la futura locutora, le pidió que vaya a sacar fotocopias. «Le dije que no, que me quedé toda la noche», expresó.

«Tengo la conciencia tranquila de que hice todo lo que pude», relató Ailen luego de una larga jornada, aunque admitió que «hubiese estado bueno» estar acompañada.