Tener sexo por la mañana disminuye el estrés

Tener sexo por la mañana disminuye el estrés, la angustia y beneficia al pelo de las mujeres
Los hombres tienen más predisposición por la mañana, las mujeres mejoran su estado anímico, la piel y el pelo. Además fortalece la relación y llena de alegría.

Arrancar el día haciendo el amor parece ser una de las mejores formas de garantizar una jornada de paz y armonía. Los especialistas recomiendan que tener sexo en la mañana, antes del café y la rutina, es una gran alternativa para vivir mejor.

“Una vez que me liberé de los grilletes de una relación insatisfactoria y tuve la suerte, por primera vez, de encontrar a un hombre que encajaba en todos los aspectos de mí, aprendí el verdadero secreto para dar la bienvenida al día con todo mi ser”, comentó Jennifer K. Jones, escritora, instructora de yoga y médico holístico.

Ella tuvo la oportunidad de experimentar la mañana perfecta que estimula y despierta el cuerpo físico y las emociones para marcar en forma muy positiva todo el día y que, a la vez, desarrolla en armonía y gracia la relación de pareja.

“Antes mi rutina de la mañana consistía en silenciar la alarma, rodar con cansancio de la cama y evitando el contacto con cualquier cosa, hasta llegar a la primera taza de café”, confesó.

Y ni siquiera el yoga de mañana la ayudó a sentirse mejor.

Lo que sucede, según explica Odette Freundlich, directora del Centro Mi Intimidad es que fisiológicamente, en las primeras horas del día sería más favorable tener sexo, porque los niveles de testosterona son más elevados en el hombre , lo que aumenta el deseo sexual.

“Hay más energía, resistencia, además la circulación sanguínea mejora durante la noche. Por lo tanto, el hombre tendrá una mejor erección, más turgente y prolongada”, explica en el sitio Emol.com.

Por otra parte, añade que la pareja está descansada y comenta que un estudio realizado en State University de Nueva York, encontró que las mujeres que tiene sexo matutino mejoran su estado anímico y son menos propensas a la depresión.

“Otro beneficio para la mujer es que estará atractiva durante todo el día, pues el orgasmo aumenta los niveles de estrógenos al doble y son los responsables de la calidad de la piel y el cabello”, afirma.

A continuaciíon las razones que invitan a practircar esta teoría desde mamañana mismo.

Comenzar el día con amor. Los abrazos, caricias y besos son sinónimo de placer y amor, decir lo que sentimos llena de alegría y genera la unión de la pareja y fortalece la relación.

Mantendrá una buena reflexión durante el día. Esto encenderá el deseo para volver con entusiasmo a la pareja en la tarde, porque se querrá repetirlo y esa sensación de bienestar se mantendrá durante todo el día. Podemos detenernos algunos segundos del ritmo acelerado del día y tratar de recrear lo vivido y guardar en la memoria un momento especial de plenitud.

Estimulante natural. Durante las relaciones sexuales se produce la liberación de las conocidas hormonas de la felicidad y el placer, las endorfinas y serotonina, las cuales influyen en el estado de ánimo. Además de la dopamina, prolactina, oxitocina, feniletilamina, que también están presentes en el chocolate y que eleva la energía, el humor y despierta la atención. Nuestro cerebro produce enormes cantidades de PEA cuando estamos enamorados.

Meditación activa de a dos. Las parejas pueden aprender a que el encuentro sexual es un encuentro de almas a través de los cuerpos, de manera de honorar el encuentro entre ellos, y no solo genitalizarlo. Se puede tomar conciencia del aquí y el ahora, en compenetrarse como pareja y explorar cada centímetro del cuerpo del otro y del propio para incrementar el placer, descubrir y percibir nuevas sensaciones y mejorar la comunicación.

Ser más consciente. Podemos aprender a que éste sea un acto consciente, en el cual abramos e integremos todos los sentidos del cuerpo y podamos conectarnos con nuestras sensaciones más profundas y entrar en sintonía.

Bueno para la salud. Mejora el sistema inmunológico; el sueño, pues la hormona prolactina que se libera después del orgasmo, produce relajación y sueño; incrementa los niveles de testosterona en los hombres, lo que ayuda a fortificar sus huesos y a prevenir la osteoporosis; activa la circulación sanguínea y disminuye la presión arterial, reduciendo el riesgo de infarto cardíaco y una vida sexual activa en hombres que eyaculan más de 10 veces al mes tienen menos probabilidades de tener cáncer de próstata.

Combate el estrés y la depresión. Si bien, el orgasmo no debe ser el único objetivo de un encuentro sexual, sino la satisfacción y cercanía del momento vivido, un estudio publicado en Archives of Sexual Behaviour encontró que las mujeres con vida sexual activa, tienen menos depresión.

Control del dolor. Puede bloquear el dolor crónico de cabeza, espalda, menstruales, piernas, y dolores asociados a la artritis. También trabaja los músculos del suelo pélvico de las mujeres, lo que mejora el control de la vejiga.

Apetito saludable. Tomar desayuno es la comida que jamás se debiera saltar. Ahora si tenemos una mañana de actividad física y amor tendrá suficiente hambre para tomar algo más que un café.