CGT: “Sin respuestas del Gobierno habrá paro nacional”. Argentina ingobernable.

La Confederación General del trabajo (CGT) movilizó a los gremios en una marcha que confluyó en el centro porteño. En el palco tanto Juan Carlos Schmid como Carlos Acuña, dos de los líderes de la central obrera prometieron medidas de fuerza.

“No vinimos únicamente a hacer un diagnóstico, vinimos a anunciar que va a haber medidas de fuerza en la Argentina a fin de mes, les pido por favor que escuchen cuales son las razones”, sintetizó Juan Carlos Schmid desde el palco central de la movilización que convocó la central obrera.

El dirigente cegetista Carlos Acuña, fue el primer orador designado para hablar en el acto masivo convocado por la CGT, y fue el encargado de destacar la postura de la central obrera asegurando que “le decimos basta al gobierno del manoseo”, ya que -según el gremialista- “queremos un diálogo con respuesta a nuestros reclamos” y que “nos convocaron a una mesa de diálogo sin propuestas”.

Así mismo, Acuña expresó que “conseguimos una ley anti despidos que fue vetada”, pese a lo cual “fuimos prudentes, escuchamos y dialogamos como pidieron”.

En el mismo orden de cosas, Acuña dijo que si bien “este Gobierno se jacta de dar marcha atrás, con los trabajadores no hubo una rectificación”, insistiendo en la pérdida del poder adquisitivo debido a que “la inflación fue el doble de los que pronosticaron”, además de asegurar que “veíamos el aumento de precios y el gobierno no hacía nada”.

Acuña también sostuvo que los gremios van “a discutir en cada sector la recuperación del salario” y que “si las acciones de gobierno fueran una enfermedad, estaríamos todos muertos porque no aciertan una”.

Entre las más importantes definiciones, sobre el final de su discurso (n el cual también mostró su apoyo a la protesta de los docentes), Acuña anunció que “convocaremos a un paro general para fines de marzo o principios de abril”.

A continuación, el dirigente Juan Carlos Schmid aseguró que la CGT viene “a anunciar que va a haber medida de fuerza” porque desde el gobierno nacional “hay una velocidad para los poderosos y otra para los débiles”.

En su discurso, Schmid denunció la existencia de “un empresariado que es mezquino y que se ha mostrado con un espíritu absoluto de falta de cooperación”, al tiempo que ironizó sobre “los voceros que se creen modenros y los ceos que se creen brillantes”.

gatoMACRI

La respuesta a la CGT fue que el presidente Mauricio Macri encabezó este martes por la mañana la habitual reunión de Gabinete en la Residencia de Olivos, en la que se abordó la marcha de esta tarde convocada por la Confederación General del Trabajo (CGT), además de los efectos del paro docente que comenzó este lunes.

“Una vez más estamos frente a intentos de extorsión de la gobernabilidad”, resumió un ministro que participó del encuentro con el Jefe de Estado en el que se analizó el impacto del paro docente y de la movilización de la CGT. “Tenemos que ser fuertes y defender a muerte nuestro Gobierno y nuestras políticas”, remató la misma fuente, que calificó esas conclusiones como fruto del “debate colectivo”, parecido a una catarsis, que primó en la reunión.

TRABAJO

El ministro de Trabajo, Jorge Triaca, salió al cruce de Schmid y señaló que el Gobierno y la CGT tienen “un diagnóstico distinto” sobre la situación socio-económica del país e insistió en que “no hay un problema generalizado” en la situación del empleo y la producción.

“Los datos que tenemos nos muestran un diagnóstico distinto: hay una inflación en baja, el empleo recuperó todo lo que había perdido en la primera parte del año pasado y la producción se empezó a recuperar”, aseguró el titular de la cartera laboral, aunque admitió que “hay sectores que tienen dificultades”, pero –dijo- los dirigentes gremiales “tienen una vocación de llevar esa discusión a un ámbito general y ahí no tenemos un encuentro feliz” con los representantes sindicales.


VISON DE IZQUIERDA
Del Caño: “La bronca popular no puede ser llevada detrás de los que garantizan el ajuste”

En una nutrida columna del sindicalismo combativo y de la izquierda, el dirigente del Frente de Izquierda Nicolás del Caño (PTS/FIT) sostuvo que “ya van dos días seguidos de movilizaciones masivas y exigencia de paro general, no se puede seguir haciendo oídos sordos como hoy nuevamente hace la CGT. La bronca de los trabajadores y el pueblo no puede ser canalizada a través del apoyo de los que vienen garantizando el ajuste, como son los distintos sectores del peronismo que votaron cada una de las leyes del Gobierno macrista en el Congreso Nacional, incluyendo un vergonzoso presupuesto de ajuste y entrega”.
Asimismo, Del Caño afirmó que “es lamentable que la dirigencia de la CGT no haya convocado ya mismo a un paro de solidaridad con la gran huelga docente que enfrenta el asedio del Gobierno ajustador”, y destacó que “los trabajadores combativos y la izquierda se están organizando en fábricas, establecimientos y escuelas para ser una alternativa a esta burocracia sindical, que una vez más quiere llevar toda la bronca popular al servicio de los que garantizan el ajuste y de las patronales, que son las que despiden”.
Por su parte, Myriam Bregman destacó que “mañana 8 de Marzo, miles volveremos a las calles en el marco de la convocatoria a un Paro Internacional de Mujeres. Insistimos en la exigencia a las conducciones sindicales para que rompan ya mismo con la tregua que le garantizan a Macri y los gobernadores y convoquen a un gran paro nacional por todos nuestros derechos, comenzando por el apoyo a la maestras, que son el 80 % del gremio docente y están luchando por algo tan básico como un salario que les permita llegar a fin de mes”, afirmó.
Junto con Bregman y Del Caño, en la cabecera de la columna del sindicalismo combativo también estuvieron presentes, entre otros, los referentes del Frente de Izquierda Christian Castillo, Néstor Pitrola y Claudio Dellecarbonara.

Palermonline

Palermonline Noticias info@palermonline.com.ar

error: Te queremos :-) pero no nos copies. estamos trabajando en Palermo desde 1999