Heroes: Dr. Carlo Urbani, infectólogo, identificó en el 2003 el SRAG peligrosamente contagiosa.

Compartí :-) .

Carlo Urbani: homenaje al infectólogo, Dr. Carlo Urbani. el primero a identificar SRAG como una enfermedad nueva y peligrosamente contagiosa.

Carlo Urbani: un médico

Carlo Urbani nacio en Castelplanio, Italia, 19 de octubre de 1956 – 29 de marzo de 2003, fue un médico y microbiólogo italiano y el primero a identificar el síndrome respiratorio agudo grave, SRAG como una enfermedad nueva y peligrosamente contagiosa. ​

Debido a su lucha contra esta nueva enfermedad, Carlo Urbani resultó contagiado y acabaría falleciendo el 29 de marzo de 2003. Pese a ello, su trabajo hizo posible que la Organización Mundial de la Salud organizara a tiempo una contundente respuesta que logró contener la epidemia, salvando incontables vidas.

“La salud y la dignidad son inseparables en el ser humano; es una obligación estar en contacto con las víctimas y garantizar sus derechos” (Carlo Urbani)

Carlo Urbani, médico de la OMS y de Médicos sin Fronteras fue el primero en alertar, desde Hanoi, de que estaba apareciendo una nueva enfermedad. Un mes más tarde falleció, a los 46 años de edad, víctima de la misma enfermedad que ayudó a descubrir y controlar. Muchas voces están pidiendo que el síndrome respiratorio agudo grave pase a llamarse enfermedad de Urbani.

El Doctor Carlo Urbani, experto en enfermedades transmisibles, fue el primero en reconocer el Síndrome Respiratorio Agudo Grave (SRAG) como una enfermedad nueva. El 28 de febrero de 2003, el especialista en Enfermedades Infecciosas de la Organización Mundial de la Salud (OMS) destinado en Hanoi, fue requerido como consultor para valorar un paciente con una neumonía atípica, ingresado en el Hospital Francés de la capital vietnamita. Su perspicacia le llevó a reconocer que podría tratarse de una nueva y grave entidad clínica e impulsó la pronta aplicación de estrictas medidas de contención epidemiológica.

El infectólogo, voluntario por convicción, desempeñó un notable trabajo en el ámbito de la Medicina Tropical, en programas de cooperación internacional, colaborando con la OMS y la organización humanitaria Médicos Sin Fronteras (MSF) en el control de las enfermedades de los países más desfavorecidos económicamente. Llevó a cabo programas de control vectorial en las Islas Maldivas. Fue el primero en documentar la transmisión de Schistosoma mansoni en Mauritania y su labor fue decisiva en el control de Schistosoma mekongi en Camboya. Trabajó intensamente por el acceso a los “medicamentos esenciales”. Su dedicación desinteresada a la lucha frente a las enfermedades parasitarias en América Latina, Asia y África, le ha valido el justo reconocimiento de la comunidad médica internacional. En 1999 fue nombrado presidente de MSF de Italia, año en que, en nombre de esta organización, recogió el Premio Nobel de la Paz. En los últimos años residía en Hanoi, para el desarrollo de los programas de Salud Pública de la OMS en las regiones de Laos, Camboya y Vietnam.

Su precoz apreciación de que nos hallábamos ante un nuevo síndrome fue fundamental en el inicio del programa de alerta mundial, así como en el establecimiento precoz de medidas de control en Hanoi y, con ello, en la reducción de la adquisición de la enfermedad por parte del personal sanitario. Hasta su diagnóstico, llevó a cabo una extraordinaria labor en el Hospital Francés, que había sido clausurado, siguiendo sus indicaciones, permaneciendo únicamente los afectados de SARS y los profesionales que los atendían. Allí continuó él también, atendiendo a los pacientes, recogiendo y procesando muestras de los enfermos y dedicando un gran esfuerzo a la implantación de las medidas de control ambiental y de protección personal y a pedir a las autoridades los medios necesarios para ponerlas en práctica.

El pasado 11 de marzo supo que él mismo había contraído la enfermedad, a la que finalmente sucumbió, el 29 de ese mismo mes, en Bangkok, a la edad de 46 años.

EL REPORTE DE 29 de marzo de 2003

Brote de enfermedad reportado en OMS

A la fecha, se han reportado un total acumulado de 1550 casos y 54 muertes de 13 países. Esto representa un aumento de 65 casos y una muerte en comparación con el día anterior.

El Dr. Carlo Urbani, especialista en enfermedades infecciosas de la OMS, el primer oficial de la OMS en identificar el brote de esta nueva enfermedad y tratar los primeros casos en Hanoi, murió de SARS hoy en Tailandia, lo que explica la muerte adicional.

El número de casos en Vietnam se mantuvo en 58 por sexto día consecutivo, lo que indica que el bro

te en Hanoi está bien controlado.

Los mayores incrementos ocurrieron en la Región Administrativa Especial de Hong Kong de China, con 45 casos nuevos, y Canadá, con 8 casos nuevos. Los Estados Unidos de América informaron 8 casos sospechosos o probables adicionales.

Dr. Carlo Urbani: In memoriam
Gac Sanit vol.17 no.4 Barcelona jul./ago. 2003
NECROLÓGICA

Carlo Urbani, el médico epidemiólogo italiano que lanzó la primera señal de alarma sobre el SARG (síndrome agudo respiratorio grave) falleció el pasado 29 de marzo a consecuencia de la misma enfermedad que ayudó a descubrir. En el momento de su muerte era el especialista en enfermedades infecciosas de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en su oficina de Hanoi (Vietnam).

En los últimos días de febrero fue consultado sobre el caso de un hombre de negocios americano ingresado en el Hospital Francés de Hanoi en el que se sospechaba una neumonía atípica; el Dr. Urbani entendió la potencial gravedad del caso y aconsejó la rápida adopción de medidas de aislamiento.

El 9 de marzo se reunió con representantes del Ministerio de Sanidad de Vietnam para concienciarles sobre la necesidad de establecer controles sobre los viajeros y aislar a los posibles afectados, independientemente del posible perjuicio para la economía del país. Igualmente, informó al sistema de vigilancia de enfermedades infecciosas de la OMS sobre la necesidad de lanzar una alerta global que permitiese una respuesta rápida y efectiva de ámbito mundial.

Dada su cercanía con los pacientes afectados, finalmente contrajo la enfermedad y fue ingresado de urgencia y aislado en un hospital de Bangkok, el 11 de marzo; tres semanas más tarde falleció.

A principios de los ochenta se licenció en medicina en la Universidad de Ancona y siempre tuvo un especial interés en el campo de la salud internacional. En 1993 estableció contacto con la OMS y estuvo en diferentes países: Maldivas, Mauritania y Guinea. En 1997 se enroló con Médicos sin Fronteras (Suiza) y trabajó en Camboya, para el control de Schistosoma mekongi.

A su vuelta a Italia, el Dr. Urbani continuó su labor con Médicos sin Fronteras y fue elegido presidente de su sección italiana. En el año 2000 fue reclutado de nuevo por la OMS para su último destino: experto en enfermedades infecciosas para Laos, Camboya y Vietnam.

A. Vicente
Servicio de Medicina Preventiva y Salud Pública.
Hospital Clínico Universitario Lozano Blesa. Zaragoza.
España.

FUENTES
http://remi.uninet.edu. Abril 2003.
https://www.who.int/csr/don/2003_03_29/en/
https://es.wikipedia.org/wiki/Carlo_Urbani

error: En que podemos ayudarte?