justicia 1 1

El juez de la Corte, Ricardo Lorenzetti, se acomodó rápido al nuevo poder.

Ricardo Lorenzetti un patán de corbata.

Cuando un juez se acomoda rápidamente al nuevo poder y se acomoda a su conveniencia personal, puede pasar lo siguiente:

El juez puede dejar de ser imparcial y objetivo en sus decisiones. Al estar más preocupado por agradar al nuevo poder que por defender la ley, el juez puede dejar de aplicar la ley de manera justa e igualitaria.

El juez puede ser utilizado por el nuevo poder para perseguir a sus opositores políticos o a quienes cuestionen su gestión. Al tener el control del sistema judicial, el nuevo poder puede utilizar al juez para silenciar a sus críticos o para encarcelar a sus enemigos.

El juez puede debilitar la democracia y el estado de derecho. Al erosionar la confianza en el sistema judicial, el juez puede contribuir a crear un clima de inestabilidad política y social.

En el caso de la nota que mencionas, el juez Ricardo Lorenzetti parece estar haciendo precisamente eso. En sus declaraciones, Lorenzetti elogia al nuevo presidente, Javier Milei, y destaca su «proyecto de convivencia». Lorenzetti también apoya la designación del ministro de Justicia, Mariano Cuneo Libarona, y del procurador general de Justicia, Marcelo Lucini.

Estas declaraciones pueden interpretarse como un intento de Lorenzetti de acomodarse rápidamente al nuevo poder. Lorenzetti podría estar buscando mantener su influencia en el sistema judicial, o podría estar tratando de evitar represalias por parte del gobierno de Milei.

En cualquier caso, es preocupante que un juez de la Corte Suprema parezca estar tan dispuesto a alinearse con el nuevo poder. Lorenzetti tiene la responsabilidad de defender la ley de manera imparcial y objetiva, sin importar quién esté en el gobierno. Si Lorenzetti se compromete a favorecer al gobierno de Milei, podría socavar la confianza en la Corte Suprema y en el sistema judicial en general.

Aquí hay algunos ejemplos específicos de cómo las acciones de Lorenzetti podrían ser perjudiciales para la democracia y el estado de derecho:

Si Lorenzetti apoya el DNU de Milei que desregulará algunos sectores de la economía, podría ayudar al gobierno a favorecer a ciertos intereses económicos. Esto podría conducir a una mayor desigualdad y a una menor protección de los derechos de los consumidores.

Si Lorenzetti apoya la persecución de los opositores políticos de Milei, podría contribuir a crear un clima de represión política. Esto podría socavar la libertad de expresión y los derechos de los ciudadanos a participar en la vida política.

Si Lorenzetti debilita la independencia del sistema judicial, podría contribuir a crear un sistema político más autoritario. Esto podría poner en riesgo los derechos fundamentales de los ciudadanos, como la libertad de expresión, la libertad de asociación y el derecho a un juicio justo.

Es importante que la sociedad civil esté atenta a las acciones de los jueces, y que exija que estos actúen de manera imparcial y objetiva, sin importar quién esté en el gobierno.

Lorenzetti valoró que Milei propone «un proyecto de convivencia» en Argentina

El juez de la Corte Suprema de Justicia, Ricardo Lorenzetti, afirmó hoy que el máximo tribunal «siempre va a tener una visión de gobernabilidad”, marcó la necesidad de «defender los derechos» que están en la Constitución Nacional y destacó que el presidente Javier Milei «está generando un acuerdo de convivencia necesario».

“La corte siempre va a tener una visión de gobernabilidad. Nosotros nunca hemos provocado conflictos que graben seriamente la gobernabilidad. Obviamente, hay que defender los derechos individuales de propiedad, todo lo que está en la constitución. Siempre con una visión de gobernabilidad”, dijo Lorenzetti en declaraciones a La Nación al ser consultado por el rol del tribunal supremo frente al DNU que desregulará algunos sectores de la economía que enviará Milei.

El magistrado indicó que el gobierno de Milei «está proponiendo un proyecto, que a algunos les gusta y otros no, pero está generando un acuerdo de convivencia que es necesario”.

Luego, destacó la designación del ministro de Justicia, Mariano Cuneo Libarona, a quien calificó como una persona “conocida del mundo judicial” y confirmó que el flamante funcionario propuso al juez y presidente de la Cámara del Crimen, Marcelo Lucini, como Procurador General de Justicia.

“El ministro es una persona conocida del mundo judicial. Él es abogado y conoce el sistema judicial penal. La corte lo recibió y él dio unos pasos importantes, y anunció ayer la necesidad de cubrir cargos importantes en la Corte Suprema y en la Procuración de Justicia”, indicó Lorenzetti.

“Nosotros estamos pidiendo que se integre un nuevo miembro de la corte. Eso propuso el ministro y me parece acertado, y también propuso designar el procurador, Marcelo Lucini. Es un hombre del Poder Judicial, conocido y respetado y nosotros lo vamos a apoyar”, precisó.

Por último, apoyó al gobernador de Santa Fe, Maximiliano Pullaro, en su «lucha contra el narcotráfico» y remarcó que el sistema penitenciario «esta desarticulado».

«Quiero transmitirle al gobernador que lo vamos a acompañar en su lucha contra el narcotráfico. El va a tener el apoyo de la Justicia federal y provincial de santa fe. Nosotros trabajaremos para evitar el crecimiento de la tragedia», sostuvo.

«El sistema penitenciario ha estado desarticulado. No ha funcionado y no ha cumplido lo mínimo e indispensable que es evitar que el delincuente siga delinquiendo», agregó.