libreria biblioteca news 1

El presidente Javier Milei ha vuelto a atacar la educación pública

El presidente Javier Milei ha vuelto a atacar la educación pública, desacreditando a los docentes universitarios y cuestionando abiertamente a la Universidad Nacional de Buenos Aires (UBA).

En un reciente mensaje en redes sociales, Milei acusó a la educación pública de generar lo que él llama «disonancia cognitiva», refiriéndose a la tensión de ideas y creencias en conflicto. Además, criticó la resistencia de algunos sectores a la modernización de la legislación laboral, atribuyendo esta actitud a lo que él considera lavado de cerebro en la educación pública.

Este mensaje se produce en medio de la convocatoria a movilización realizada por las autoridades de las universidades públicas para el próximo 23 de abril, con el fin de defender la educación y el sistema universitario. Las universidades reclaman al Gobierno la actualización del presupuesto, ya que la prórroga del presupuesto de 2023 frente a la inflación del más del 200% resulta insuficiente para garantizar el funcionamiento normal de las clases.

En otra publicación en redes sociales, Milei insultó a los docentes de la UBA, refiriéndose a ellos como «salamines firmadores de cartas de indignación». Este insulto está relacionado con acciones coordinadas por algunos profesores en su contra durante el balotaje del 19 de noviembre de 2023.

Además, Milei ha acusado repetidamente a la UBA de adoctrinamiento y persecución, basándose en ejemplos como un flyer del centro de estudiantes de Ciencias Económicas que convocaba a una acción contra las políticas de ajuste del gobierno. En sus mensajes, Milei ha desestimado las denuncias de adoctrinamiento y persecución, calificando a quienes las realizan como «salames hipócritas y mentirosos» que niegan la diversidad de ideas en la universidad, especialmente si se trata de ideas liberales.

Estas actitudes de Milei muestran una falta de respeto hacia los docentes universitarios y una clara intención de deslegitimar la educación pública y sus instituciones, lo cual es preocupante para el desarrollo académico y democrático del país.