justicia 1

La Justicia de Menores se prepara para un falló patético en el caso del playero por «lesiones gravísimas»

La necesidad de separar la discusión sobre la responsabilidad penal de la persona.
Alegatos en el juicio de cesura para definir la pena al condenado de golpear al playero

La Justicia de Menores dará inicio hoy a los alegatos en el juicio de cesura que se lleva a cabo para definir la pena que se le aplicará a un joven que fue hallado culpable de causarle «lesiones gravísimas» al playero de un estacionamiento del barrio porteño de Monserrat al que derribó de una trompada e 2021, cuando tenía 17 años, informaron fuentes judiciales.

El inicio de los alegatos está previsto para las 10 ante el Juzgado Penal y Penal Juvenil 11, a cargo del juez Alejandro Villanueva, en la sede de los tribunales situados en Suipacha al 150.

En noviembre pasado, el joven, que ahora tiene 19 años, fue declarado culpable de «lesiones gravísimas», y ahora se lleva adelante el juicio para definir la pena que deberá cumplir por ese delito, que prevé una máxima de 10 años de encierro.

De acuerdo al artículo 91 del Código Penal, «se impondrá reclusión o prisión de tres a diez años, si la lesión produjere una enfermedad mental o corporal, cierta o probablemente incurable, la inutilidad permanente para el trabajo, la pérdida de un sentido, de un órgano, de un miembro, del uso de un órgano o miembro, de la palabra o de la capacidad de engendrar o concebir».

Sin embargo, la pena podría ser disminuida por la condición de menor de edad del acusado, quien al momento del hecho tenía 17 años.

El pasado martes, tras la segunda audiencia del debate, se pasó a un cuarto intermedio hasta hoy, donde se escucharán los alegatos del fiscal Mauro Tereszko y del resto de las partes, añadieron los voceros, quienes estimaron que el fallo se dará a conocer mañana.

Durante la última jornada del debate, la hija del playero atacado en noviembre de 2021, Arturo López (67), aseguró que su padre «tiene una condena de por vida» a raíz de las «secuelas irreversibles» que le causó la golpiza.

«Pasa el tiempo y mi papá es el único que tiene una condena de por vida. El panorama parece más desalentador, ya pasé muchas instancias. Me queda esperar y que el juez decida», sostuvo Florencia.

«Yo espero que terminé ya. Yo no espero un pedido de disculpas, no me hace falta ni lo necesito ni me parecería genuino», añadió la joven, quien reiteró que busca que «haya justicia» por su padre.

El episodio ocurrió el viernes 19 de noviembre del 2021, cerca de las 17, en el garaje de la calle Moreno al 800, cuando López fue increpado por un adolescente que, según testigos, le reclamaba por un rayón que tenía su vehículo.

En las imágenes de la cámara de seguridad que entonces se difundieron se observa cómo el agresor, acompañado por otros dos jóvenes y su madre, golpea de forma sorpresiva a López en el lado izquierdo de la cara, por lo que el hombre cae e impacta fuertemente contra el suelo, tras lo cual queda inconsciente en el lugar.

Tras el ataque, el joven estuvo casi cinco meses prófugo hasta que se presentó ante la Justicia el 29 de abril a las 0.15 de manera espontánea en la División Enlace Institutos Alojamiento de Menores, situada en la calle Perón 2.048, en el barrio porteño de Balvanera.

Los voceros dijeron que el adolescente estuvo escondido en una comunidad gitana de la localidad bonaerense de General Rodríguez, contradiciendo las versiones de su padre, quien había dicho a Télam que se hallaba oculto en Uruguay.