Las torres de Castex 3327 del Arquitecto Clorindo Testa en Palermo.

Compartí :-) .

Conjunto de viviendas construidas en  1983 forman parte del Barrio de palermo y le dieron una impronta moderna en un contexto de su época.

Arquitectos: Clorindo Testa, Héctor Lacarra, JorgeKorn, Ignacio Lopatín,

Arquitecto Clorindo Testa

(Nápoles, 1923 – Buenos Aires, 2013) Arquitecto y pintor argentino de origen italiano. Formado como arquitecto en la Universidad de Buenos Aires, inició en 1948 su carrera profesional y ya en los años 50 su labor mereció importantes galardones y reconocimientos. Tras una estancia formativa de dos años en Italia, mantuvo paralelamente a su trayectoria como arquitecto su interés por la pintura. Primer representante de la nueva generación de arquitectos argentinos, Clorindo Testa diseñó junto a Santiago Sánchez Elía, Federico Peralta Ramos y Alfredo Agostini el edificio para el Banco de Londres y América del Sur (1966), obra que por su gran originalidad marcó un paso decisivo en el desarrollo de la arquitectura argentina de aquellos años. Obra de envergadura monumental, que no conocía antecedentes en el país, significó una síntesis de funcionalidad y rigor estético; también representó una inusitada integración en el entorno urbano, y una importante novedad respecto del espíritu de aislamiento característico del purismo arquitectónico que enfatiza la obra por contraste con su entorno.

Clorindo Testa participó asimismo, junto con Francisco Bullrich y Mabel Cazzaniga, en otras importantes realizaciones de la década, como la Biblioteca Nacional (1962). Entre sus obras más destacadas figuran la casa del Gobierno de Santa Rosa, La Pampa (1955) y el centro cultural de la ciudad de Buenos Aires. Como pintor se interesó por el informalismo; en los 70, momento de atomización de tendencias en la pintura argentina, formó parte del grupo CAYC (Centro de Arte y Comunicación) que, impulsado por Jorge Glusberg, afianzó en la Argentina el arte conceptual.









Las dos torres de Castex del Arquitecto Clorindo Testa en Palermo

El conjunto, proyectado en 1975, está constituido por cuatro edificios destinados a unidades de vivienda de alto nivel; dos, apoyados sobre los ejes medianeros y dos de perímetro libre. Las torres tienen alturas desiguales; una, con algo menos de ochenta metros y la otra, con menos de cincuenta. Estos dos volúmenes se unen en algunos de sus niveles a través de amplias terrazas.

Esta particular volumetría y disposición en el lugar estuvieron determinadas -en parte- por la geometría atípica que presenta el terreno; un ancho que triplica su profundidad. Esta resolución permitió destinar una importante superficie del suelo a espacios verdes en la planta baja, para la recreación de los propietarios.

La materialidad del edificio delata la presencia de Clorindo Testa en el equipo proyectista: estructura de hormigón a la vista de notable factura y un tratamiento de rica plasticidad, sobre todo en los pisos superiores de las dos torres. A su vez, las terrazas que conforman la expansión de los locales de estar se van alternando en su posición respecto de la planta, generando dobles alturas de fuerte expresividad y buscando las mejores orientaciones y asoleamiento. Estos verdaderos balcones-patio -algunos incorporan pequeñas piscinas- representan una búsqueda de incorporar calidad espacial a los departamentos de vivienda colectiva urbana.

Cada planta tipo es una única vivienda, de generosas dimensiones, desarrollada a partir de un núcleo de circulación vertical central que permite una doble circulación: una principal y otra de servicio. La distribución de las distintas funciones en la planta se expresa en el exterior del edificio a partir de la proporción entre llenos y vacíos y también en el tipo de aventanamientos utilizados en cada local.

El esbelto perfil de las torres se desprende de la línea construida del área, destacándose por su altura y por la particular expresividad de sus remates de ángulos redondeados. El conjunto es un ejemplo destacable e inteligente de cómo introducir y hacer convivir de manera amable distintas tipologías de edificios, entre ellas la torre, en la manzana de Buenos Aires.

Contexto Barrial

Es recomendable, para apreciar el perfil de estas torres, ir hasta Plaza Alemania –a sólo dos cuadras- o posicionarse en avenida del Libertador y Jerónimo Salguero, desde donde se percibe una perspectiva interesante de las mismas. También se recomienda visitar el Jardín Japonés, con su diseño de paisaje y construcciones tradicionales y el Museo de Arte Latinoamericano de Buenos Aires (MALBA).

error: ¿En que podemos ayudarte?