news11123 1

Milei, Villarruel, funcionarios y dirigentes piden que «paguen» los culpables del crimen de Umma

El presidente, la vicepresidenta, funcionarios del Gabinete nacional y otros dirigentes políticos expresaron hoy sus condolencias a la familia de la niña de nueve años asesinada en el partido bonaerense de Lomas de Zamora, y advirtieron que los culpables pagarán «por la vida que se llevaron y por la familia que destruyeron».

«Umma tenía 9 años y fue asesinada cobardemente. Envío mis más sinceras condolencias a sus papás, María Eugenia y Eduardo, ambos efectivos de nuestra Policía Federal. Cuentan con mi apoyo y el de todo el Gobierno Nacional. Los delincuentes creen que siguen viviendo en la Argentina de la impunidad, pero se equivocan. Los vamos a encontrar y vamos a hacer que paguen por la vida que se llevaron y por la familia que destruyeron», escribió el presidente Javier Milei en la red social X, poco después de conocerse el fallecimiento de la niña.

Minutos antes, la vicepresidenta Victoria Villarruel también envió su «abrazo y apoyo» a la familia de Umma, quien murió en el hospital Churruca donde fue internada tras haber sido baleada en la cabeza por delincuentes que intentaron robar el auto de su padre en la localidad de Villa Centenario, Lomas de Zamora.

«Mi abrazo a la familia y el apoyo de nuestro gobierno a todos los argentinos de bien y a los policías que nos cuidan diariamente. QEPD Umma», expresó la vicepresidenta en la misma red social.

El fallecimiento de la niña fue confirmado alrededor de las 15 por la ministra Bullrich, quien también en su cuenta de X dijo: «Asesinaron a Umma. Estos criminales no tienen perdón. Los vamos a buscar hasta encontrarlos. Estamos junto a sus padres, María Eugenia y Eduardo, en este terrible momento y profundo dolor».

Más tarde, la ministra dialogó con la prensa al retirarse del Hospital Churruca, en el barrio porteño de Parque Patricios, adonde la víctima había sido llevada en helicóptero antes de que se confirmara su deceso.

«Es un dolor enorme para todos los argentinos», dijo Bullrich, quien contó que ayer estuvo acompañada justamente del padre de la nena, Eduardo Aguilera, quien presta servicio en su custodia y «hoy está llorando el brutal asesinato de su hija».

Por su parte, el intendente de Lomas de Zamora, Federico Otermín, expresó su «tristeza infinita» por el crimen y pidió «que sea justicia y que paguen los culpables» del crimen perpetrado en su distrito.

«Tristeza infinita por el asesinato de Umma. Nuestras condolencias para el papá y la mamá ante semejante horror, no debe haber pesadilla peor que lo que sucedió. Estamos consternados. No se puede tolerar algo así. Que sea justicia y paguen los asesinos», publicó el dirigente de Unión por la Patria (UxP) en su cuenta de la red social X.

En tanto, el ministro de Justicia, Mariano Cúneo Libarona, también repudió el hecho en sus redes sociales: «Lamento el fallecimiento de Umma y acompaño a su familia en este doloroso momento».

También envió sus condolencias el ministro de Defensa, Luis Petri, quien exigió en su cuenta de X que «estos criminales tienen que pagar sus consecuencias».

«Mis condolencias a la familia en este difícil momento», remarcó el ministro.

En ese mismo sentido se manifestó el jefe de Gobierno de la ciudad de Buenos Aires, Jorge Macri, al lamentar «profundamente la trágica noticia» del asesinato de la niña de nueve años.

«No hay palabras de consuelo ante semejante hecho. Quiero expresar mi solidaridad y apoyo a sus padres y su familia en este momento tan doloroso. Los delincuentes tienen que pagar, este asesinato no puede quedar impune», señaló Jorge Macri en sus redes sociales.

El ministro de Seguridad porteño, Waldo Wolff, planteó que «este asesinato no puede quedar impune» y añadió que «no hay consuelo ante semejante hecho».

«Mi acompañamiento a sus padres y a toda la familia policial», sostuvo Wolff en su cuenta de X.

También el jefe de la Policía de la Ciudad, Diego Kravetz, indicó estar «consternado» por el crimen de la niña que «sufrió un brutal ataque junto a su familia».

«No hay consuelo que pueda aliviar semejante locura. Esperamos que la Justicia les caiga con todo el peso de la Ley», sostuvo Kravetz en la red social X.

El presidente de la Cámara de Diputados, Martín Menem (LLA), transmitió sus condolencias a los familiares de Umma y lamentó que su muerte sea «una verdadera tragedia para sus padres que son gente trabajadora, efectivo de la Policía Federal.

«Con los delincuentes no tenemos que tener ninguna tolerancia. Todo el rigor de la ley. El que las hace, las paga», concluyó.

A su vez, el jefe del bloque de PRO en la Cámara de Diputados, Cristian Ritondo, envió sus condolencias a la familia y detalló que es «la segunda nena que asesinan en menos de 4 días en la provincia» de Buenos Aires.

«No es un hecho aislado, es urgente la reforma del código penal y que toda la política se comprometa con la lucha contra el delito», pidió Ritondo en esa misma red social.

Su compañera de banca María Eugenia Vidal también criticó el crimen de la niña y pidió que «sus asesinos estén pronto tras las rejas».

«Frente al asesinato de una nena de 9 años no hay palabras ni perdón, solo bronca y urgencia de justicia», escribió Vidal en su cuenta de X.

El también diputado del PRO Diego Santilli repudió el hecho al preguntarse en sus redes sociales: «¿Cómo van a asesinar a una nena de 9 años por robar un auto?».

«Estos hijos de puta tienen que pudrirse en la cárcel. Hay que encontrarlos para que les caiga encima todo el peso de la ley. Todo mi apoyo y mis fuerzas a la familia de Umma», se quejó Santilli.

En esa misma sintonía se pronunció el diputado de Avanza Libertad (AL), José Luis Espert, quien calificó de «lamentable» el asesinato de Umma y pidió «acorralar a todos los delincuentes y que paguen por su accionar».

«Basta de impunidad en la provincia de Buenos Aires», remarcó en su cuenta de X, donde luego publicó la fotografía de un queso gruyere junto a la consigna «a los asesinos de Umma», en alusión a disparos de bala.

También el titular de la Unión Cívica Radical (UCR) y senador nacional, Martín Lousteau, lamentó que Umma «fue arrancada a su familia, su escuela, sus sueños, sus vecinos y sus afectos» y señaló que «es una vida que nos duele a todos»

El legislador pidió que «haya justicia y caiga todo el peso de la ley sobre los culpables» del asesinato.

Además, el dirigente del Frente Patria Grande y excandidato presidencial de Unión por la Patria (UxP), Juan Grabois, envió su «más sentido pésame» y enfatizó: «No hay partidismos frente al asesinato de una niña, deseo de corazón que se haga justicia».

El intendente del PRO del partido bonaerense de San Isidro, Ramón Lanús, manifestó sus «profundas condolencias a la familia de Umma por esta tragedia» y asumió el «compromiso de terminar con la inseguridad».

Asimismo, la CGT expresó su solidaridad «con la familia de Umma, que fuera brutalmente asesinada por delincuentes».

«Sostenemos que la prioridad de las fuerzas de seguridad debe ser la pacífica convivencia de los ciudadanos y el peso de la ley sobre los delincuentes», sostuvieron en X.

El hecho se registró esta mañana, cerca de las 9, cuando el policía federal Eduardo Aguilera se encontraba de franco y salía de su domicilio situado en las calles Pío Baroja y Paris de Villa Centenario, partido de Lomas de Zamora, en su auto Ford Ka en el que viajaba junto a su hija.

Allí, fue abordado por delincuentes que iban en un auto Toyota Corolla negro y que intentaron robarle su rodado, aunque al parecer el efectivo intentó disuadirlos y trató de escapar.

En esas circunstancias, los delincuentes abrieron fuego en dos oportunidades contra el Ford Ka y, como consecuencia de ello, la hija del policía, de 9 años, resultó herida en la cabeza y en una de sus manos.

Luego, los delincuentes escaparon en dirección a la ciudad de Buenos Aires sin concretar el robo, mientras que la niña tuvo que ser trasladada de urgencia al hospital Gandulfo y luego en un helicóptero al hospital Churruca, donde falleció tras permanecer internada.