Pizza en el Barrio de Palermo. La pizza ya no es italiana, es patrimonio de la humanidad.

Compartí :-) .

La pizza no es italiana, la pizza ya es patrimonio de la humanidad. En Palermo hay muchas pizzerías. ¿Quién no se ha desvelado por unas buenas porciones de pizza con faina, acompañadas por un buen moscato?. El 9 de febrero es el Día Mundial de la Pizza. Todes los 9 de febrero se festeja el Día Mundial de la Pizza, la comida más popular, ricas, deliciosa de del mundo. Este plato muy italiano y extendido por sus orígenes. Nos transporta a italiana de Nápoles, donde se considera que nació la primera pizzería oficial en 1738. En la que se vendía pizza recién hecha a todo aquel que quisiera comer. Las pizzas que por aquel momento se comian la ‘marinara’ y la ‘margherita’.

En el video de Bee Gees denominado Saturday Night Fever se ´puede ver a John Travolta, en NY comiendo Pizza con una tarro de pintura en su mano caminando hacia la fama.

Comerse una porciones de pizza, con una buena muzzarella y salsa de tomate, unas porciones de faina, acompañadas por una birra es un placer inmenso. Hay tantas variedades de pizza que uno no sabe cual elegir, con anchoas, napolitana, jamón y morrones, la fugazzetta con queso, en fin, son innumerables. Pero, como decíamos antes, la pizza ya no es italiana, es patrimonio de la humanidad.

La mejor pizza de la Ciudad es la de Imperio, en el barrio de Chacarita, Av. Corrientes 6891, así lo dicen las mesas ocupadas durante 24 horas sin parar, los parroquianos se comén todo lo que sale del horno. La mejor pizza de buenos aires, está también ayudada por sus mozos que saben recomendar y andan sin apuro. La pizzería fue fundada por José Caramés en 1947. Tiene una ubicación privilegiada, ya que se encuentra en un punto estratégico de la ciudad: allí confluyen la línea B del subte, más de 20 líneas de colectivos y la terminal del Ferrocarril Urquiza. La zona es un hormiguero y por eso el horario de atención es realmente muy amplio. La gente empieza a acercarse al mostrador a partir de las 6 de la mañana. Las pizzas son al molde, altas, gordas y bien cargadas. No faltan los postres tradicionales de la pastelería porteña.

Podemos decir que Guerrín, pero en los últimos años los problemas societarios hizo que el queso muzza no sea el mejor y la «onda» y la masa se transormó en acida, sus mozos no saben que es una muzza y no saben atender, no cualquiera puede recomendar una pizza. Un mozo con mala onda es una bomba al hígado.

Viajar a Nueva York, por ejemplo, y no probar esas pizzas inmensas y finas, a la piedra, que tienen en los “pizza parlors” es un verdadero sacrilegio. El pizzero amasa la masa en la vidriera y luego la lanza al aire y la abaraja con el puño, estirándola. Un verdadero arte.

Pero en Palermo no te podes perder un super clásico de clásicos en Angelín sobre Av Córdoba 5270, una pizzería que fue fundada en 1938 se transformo un lugar de culto para los amantes de la pizza hecha en horno a leña. El local funciona en la planta baja. No le anda nunca el posnet y hay que pagar en efectivo. NO funciona al mediodía, en la barra se puede comer, es muy muy sucio y hay olor a aceite quemado permanentemente. Los mozos son mala onda. Son los creadores de la «pizza canchera» (pizza de «tacho», con salsa, sin muzzarella, de diámetro mayor que el de cualquier otra). En esta pizzería se come de parado y al fondo tiene comedor. Otras especialidades son la pizza de muzzarella, la napolitana y la fugazza. Se recomienda finalizar con una copa de sidra suelta helada y una porción de pan dulce casero, o torta de ricota.

Al igual que pizza Roma de calle Florida. EL caso de Banchero se durmió en los laureles y su pizza sale de goma a pesar de su rica historia. A fines del siglo XIX, la familia Banchero (procedente del pueblo de Recco, Italia) llega a la Argentina y se instala en el barrio de La Boca. Allí abren una panadería y años más tarde, en 1932, la familia abre una pizzería. Hasta el día de hoy es considerada un hito en la historia de la gastronomía ciudadana, porque ahí se inventó la fugazzeta, cruce entre fugazza con cebolla y fugazza con queso. Una receta que ahora forma parte de la oferta de sus pizzerías tradicionales.

El caso de los Inmortales, es una pizza netamente para turistas, es decir horrible. Su nombre está dedicado al mítico Café de los Inmortales o Copetín de Corrientes, que en la década del treinta del siglo pasado fue punto de reunión privilegiado del mundo literario y bohemio de Buenos Aires. Los rostros de esos personajes, protagonistas de infinitas charlas, son los que están inmortalizados en las cientos de fotografías que tapizan cada rincón de esta pizzería. Felipe Fiorellino y Francisco Di Ciancia fueron los creadores de este lugar. Los secretos de la pizza de los Inmortales son tres: horno, masa e ingredientes de calidad.

Hubo épocas en las que la calle Godoy Cruz de Palermo era tristemente conocida como la calle travesti. Pero pocos reparan que en la esquina de esa calle y Santa fe se encuentra la conocida pizzería Kentucky que perdió todo su galm por culta de sus socios dueños sin escrupulos, bajaron la calidad de todos sus productos. Se trata de una de las pizzerías más tradicionales de las tantas que hay en Buenos Aires, pero salís descompuesto de su acidez (señores dueños pongan muzza y no cremoso).

Allí se puede degustar la napolitana, la muzzarella media masa, un buen vaso de moscato. Ni que hablar de la ¨fina¨. A este cronista le gusta pasar por ahí y comerse dos porciones poniendo la faina encima. Además Kentucky nos ofrece la posibilidad de terminar fumándonos un faso ya que tiene un salón para fumadores cerrado, una verdadera reliquia en estos tiempos que corren.

Kentucky fué una pizzería tradicional no solamente por la muza. Aún mantiene el antiguo estilo de las viejas pizzerías de Buenos Aires. Tiene un mostrador de aquellos. Sus mesas conservan el estilo de siempre. Y al igual que La Guitarrita, otra que los mozos atienen con mala onda, sus paredes están adornadas con cuadros de tangueros y futbolistas. Tapas de El Gráfico y viejas fotos de Troilo, entre otros, nos revelan que en Kentucky se respira aire de ¨fulbo y tango¨. Hoy Kentucky es un asco total.

Lo que no pega mucho con todo lo antedicho, aparentemente, es su nombre, aunque , como veremos todo está relacionado con todo. ¿Por qué Kentucky? Para los que piensan que saben algo, al fin y al cabo, Kentucky es uno de los Estados más tradicionales del sudoeste norteamericano. Se trata de un estado eminentemente agrícola y ganadero. Pero además en Kentucky se crían buenos caballos.

Si nos tomamos el trabajo de mirar las servilletas de papel , veremos que, además del logo, allí luce estampado un caballo de carrera. En Kentucky se celebra la carrera de caballos más famosa de los Estados Unidos. A ese Derby asisten más de 130.000 espectadores y también es presenciada por millones de personas de todo el mundo a través de la televisión. La cercanía al hipódromo de Palermo, entonces, permite que cierre absolutamente esa relación.

El Derby de Kentucky se ha celebrado siempre en el hipódromo de Churchill Downs, en Louisville, Kentucky, el primer sábado de mayo desde 1875, año en el que fue construido. La carrera está limitada a caballos de tres años de edad. La distancia de la carrera era de 2400 metros desde 1875 hasta 1895; desde 1896 la distancia a cubrir es de 2000 metros.

Dos jinetes, Eddie Arcaro y Bill Hartack, han montado cada uno a cinco ganadores del Derby de Kentucky.

Este año el Derby de Kentucky se realizó el 5 de mayo y lo ganó el caballo Monarchos.

Se dice que los dos minutos más emocionantes en los deportes suceden en el Derby de Kentucky, la más famosa carrera de caballos en Estados Unidos y primera parte de la Triple Corona. Corrida en Churchill Downs cada primer sábado de mayo.

Otros factores que hacen de esta carrera algo diferente son las espirales gemelas que coronan toda la pared superior de las graderías, una estructura muy famosa en sitios deportivos, y la multitud, que es una mezcla vigorosa de fanáticos de las carreras crecidos en el sur y seguidores de la moda de Nueva York y Los Angeles.

¿Quién dijo que era un psico-bolche? Magneto es pizzero, burrero y cool. Más o menos.

QUE PIZZA RECOMENDAS
La realidad que recomendar una pizzeria es difícil, solo metería las manos en el fuego por IMPERIO de Chacarita, frente a la estación, las demás deberán primero hacer bien la masa y laburar con buen tomate y comprarle a el proovedor un buen queso de Muzza y decirle a los mozos que atiendan bien.


Receta de pizza

400 gramos de harina 000 ó 0000
15 gramos. de levadura
Agua tibia
2 cucharadas de aceite de oliva o maiz o girasol o mezcla
1/2 cucharadita de sal y si te gusta picantita ponele un poquito de pimienta

Elaboración:

1: Disolver la levadura en una taza pequeña con agua tibia y una cucharadita de azúcar. Dejar que haga burbujas.

2: Espolboriar la harina con la sal y colocar en la encimera en forma de corona. En el medio volcar la levadura y el aceite. Incorporar agua mientras va añadiendo la harina.

3: Amase hasta obtener una consistencia lisa y elástica. Hacer un bollo, tapar con un trapo de cocina seco y dejar descansar 30 minutos.

4: Con un palote estirar la masa en el recipiente para horno apenas untado con aceite y deje descansar 15 minutos más.

5: Pinte con salsa de tomate y hornee hasta que la masa tome un poco de color. Retirar, distribuir por encima sus ingredientes favoritos y dar el último golpe de horno.
y ya arriba le pones salsa de tomate, y los ingredientes que quieras. jamón, tomate, morrones, anchoas, palmitos, obvio el queso, podes

6: comer si todo salio bien.

Palermonline

Palermonline Noticias info@palermonline.com.ar

error: En que podemos ayudarte?