Por la AFA baila el mono. Tinelli y su alianza con el K. A Julio Grondona le están serruchando el piso.

FÚTBOL PARA TODOS. A Julio Grondona le están serruchando el piso a toda máquina. Y Tinelli a La Nación: “Está bueno informar pero no mentirle a la gente”. La guerra mafiosa entró de lleno en la campaña electoral con miras a la presidencial 2015. Nadie, ni siquiera Julio Grondona, fue informado de la reunión que mantuvo el Jefe de Gabinete con Marcelo Tinelli para materializar el proyecto AFA TV y evaluar las vías de monetización del Fútbol Para Todos. Detrás de Tinelli, el zar kirchnerista del juego planea un Prode virtual, producir las transmisiones y comercializar la publicidad; Grondona va hoy a la Casa Rosada con el pantalón roto muy muy roto, el capo esta viejo. Grondona va a poner en la mesa todo su poder.

El Kirchnerismo no cumple con la palabra y lo prometido con el “capo de tutti capi”. Las canchas se van a transformar en un infierno para Cristina Kirchner si cambian la mano. La pela de la AFA se va a dar en todas las categorías en un año muy complicado para Cristina la nueva Isabelita.

El Fútbol para Todos le costó a los contribuyentes $ 1512 millones en 2013, de los cuales $ 825 millones fueron a la AFA en concepto de derechos de televisación y el resto -unos $ 687 millones- cubrió los elevados costos de producción (móviles, conexiones satelitales y periodistas y técnicos, entre otros ítems). En 2008, la última temporada con televisación privada, esos costos operativos fueron de sólo $ 25 millones, con un contrato de derechos de $ 268 millones que incluía la primera A, el Nacional B y la B Metropolitana, además de la exclusividad de los goles.

Según fuentes del mercado, la apertura de los partidos a la publicidad privada aportaría unos $ 200 millones, que la figura de Tinelli podría elevar hasta alrededor de $ 300 millones. La torta publicitaria total de la TV abierta es de poco más de $ 2000 millones y el fútbol tendría que sacar una porción de ese pastel que muestra señales de agotamiento. De todas formas, aunque una buena gestión operativa lograra bajar los costos de producción a niveles razonables, con presupuestos de este calibre le será difícil a quien gestione el fútbol por TV llegar al punto de equilibrio.

Luego de la reunión con el Jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, Marcelo Tinelli se descargó por Twitter: negó que hayan hablado de apuestas deportivas, pero reconoció que se discutieron “cuestiones técnicas” del Fútbol para Todos y la puesta en marcha del canal AFA TV.

El empresario televisivo aseguró que la información publicada hoy por el matutino sobre su reunión con Capitanich, es “absolutamente falsa” y dijo que durante el encuentro “sólo se habló del proyecto de AFA TV”.

El empresario televisivo Marcelo Tinelli aseguró que la información publicada hoy por el matutino La Nación sobre su reunión con el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, es “absolutamente falsa” y dijo que durante el encuentro que mantuvo el lunes pasado con el funcionario nacional en la Casa de Gobierno “sólo se habló del proyecto de AFA TV”.

“Lo que publica hoy La Nación en tapa es absolutamente falso. No voy a decir “La Nación miente” porque lo van a usar políticamente jajjaja”, posteó esta mañana Tinelli en su cuenta de Twitter.

En ese marco el también vicepresidente de San Lorenzo añadió: “Soy periodista y me parece lógico que alguien escriba desde las suposiciones. Pero debería aclararlas y no poner información falsa”.

“Jamás fui a Casa de Gobierno a hablar de apuestas deportivas como ponen en esa nota. No fui mandado por nadie”, subrayó Tinelli en otro tuit para luego agregar: “Sólo fui a hablar del Proyecto de AFA TV que venimos intentando darle forma desde hace un tiempo”.

“Ahí también se habló de temas técnicos de Fútbol para todos. Eso fue toda la reunión. Está bueno informar pero no mentirle a la gente”, indicó, tras lo cual concluyó: “Si quieren criticar al Gobierno, háganlo, pero en el caso mío no inventen o mientan. Me sorprende de un diario que dice ser un medio serio”.

Se supo que la del lunes fue la segunda reunión entre Capitanich y Tinelli en el término de 10 días, con lo cual se estima que las negociaciones para que el conductor se haga cargo de la puesta en marcha del proyecto, de la producción y comercialización del mismo están avanzadas, pese a que en la casa madre del fútbol argentino todos dicen desconocer la situación. Es más, aseguran que ni Grondona ni ninguno de los dirigentes más importantes fueron avisados de esta cumbre y califican el panorama como “extremadamente confuso”.

Claves para entender el escenario:

¿Qué es AFA TV?
AFA TV es un proyecto que tiene la autoría del consultor de medios Horacio Gennari, que tuvo la aprobación de Grondona, y que fue creado en 2009 con el objetivo de que todos los clubes de las diferentes categorías de la Argentina (alrededor de 4200 instituciones) tuviese un espacio de difusión tanto de los partidos que disputan como de las diferentes actividades que realizan y de la importancia que cada uno tiene en cuanto a contención social. La multiplataforma iba a contener además las diferentes disciplinas deportivas en las que participara un argentino para que todo representante de la Nación tuviese un espacio para darse a conocer.

¿Cómo se financiaría el nuevo medio?
Mayoritariamente con anunciantes privados con el objetivo de multiplicar las ganancias generadas a partir del negocio del fútbol argentino.

¿El Gobierno destinaría dinero para este proyecto?
Sí, pero en un porcentaje mínimo del presupuesto total que se inyecta en el programa Fútbol Para Todos.

¿Por qué Tinelli es, pese a no ser su autor, quien negocia para materializar el proyecto en sociedad con el Gobierno? Es la pregunta que hoy, para la AFA, no tiene respuesta. Lo concreto es que el conductor comenzó a desandar el camino para cristalizar lo que hasta el momento sólo tiene forma de intención. El botín es millonario y los dirigentes, encabezados por Grondona, están en alerta porque entienden que no están siendo tenidos en cuenta.

En abril de 2009 la AFA rompió el contrato que lo ligaba con TSC (Televisión Satelital Codificada, empresa dividida en partes iguales entre Clarín y Torneos y Competencias) a cambio de $268 millones de pesos por año, y le vendió entonces los derechos al Gobierno presidido en este entonces por Néstor Kirchner por más del doble, unos $600 millones al año (hoy convertidos en $1500 millones).

Grondona justificaba la ruptura con la TV codificada con el argumento de que los clubes estaban empobrecidos y le abrió así las puertas del negocio al Gobierno hasta el 2019. Hoy, la historia indica que los clubes están en peores condiciones económico-financieras que en 2009 a raíz de las malas gestiones de sus dirigentes y porque la AFA sigue siendo la pata más perjudicada del negocio: del total del mercado de TV abierta, unos 45 mil millones de pesos al año, el organismo recibe apenas el 1,8 por ciento.

Fue el propio Grondona el que en público le dijo a Capitanich (durante el lanzamiento de la programación del Mundial de la TV Pública) que el fútbol estaba en crisis y puso sobre la mesa la variable del regreso del sistema pago: “Llegó el momento de que los que más tienen, tengan que pagar por el fútbol”. Pocas horas después, el jefe de Gabinete reconoció que el FPT era una actividad deficitaria y anticipó que se estaban analizando diferentes variables para financiar el programa, siendo una de las principales opciones para ello el cobro de $10 por cada abonado a las diferentes cableoperadoras del país para ver lo que desde 2009 el Gobierno destaca como uno de sus logros, el fútbol gratis para todos.

Es en ese contexto que Capitanich convocó a Tinelli para que con toda su estructura mediática y empresarial defina los que serían los parámetros del proyecto AFA TV y se avance en la materialización del mismo en busca de amortizar el costo de las transmisiones sin tener en cuenta en este movimiento a la AFA, que definitivamente alzará su voz para advertir que el control del fútbol le pertenece y que no está dispuesta por el momento a quedarse afuera del juego.

Si el Gobierno avanza en su objetivo de la mano de Tinelli, el conductor estará obligado a renunciar a su cargo como vicepresidente de San Lorenzo porque, según establece el estatuto de la AFA, los dirigentes de los clubes tienen prohibido hacer negocios relacionados con el organismo. Esa es la primera carta que la Asociación del Fútbol Argentino va a jugar en caso de que su pieza no encaje en el rompecabezas del fútbol que se viene.

La otra, una que por el momento mantiene bajo la manga pero que es más pesada, pone sobre la mesa un interrogante que se hacen algunos dirigentes por estas horas: “¿Vale la pena respetar el contrato con el Gobierno hasta 2019 o empezamos a dialogar con las grandes cadenas de TV para retornar al sistema pago?”.

Palermonline

Palermonline Noticias info@palermonline.com.ar

error: Te queremos :-)