Telecomunicaciones

Twitter comienza a cobrar 8 dólares por la verificación por la insignia azul

Twitter comienza a cobrar 8 dólares por la verificación

Anteriormente la cuenta de un usuario era verificada si la plataforma confirmaba que estaba activa y «asociada a una persona o marca conocida».

Twitter actualizó este sábado su aplicación en la App Store de Apple para empezar a cobrar 8 dólares por la insignia azul de verificación, en la primera gran medida de Elon Musk de cara a los usuarios desde que asumió el control de la plataforma de redes sociales.

En una actualización para los dispositivos iOS de Apple, Twitter anunció que aquellos que «se registren ahora» por 7,99 dólares al mes podrán recibir la insignia junto a sus nombres de usuario, «al igual que las celebridades, empresas y políticos que ya sigues».

Twitter permitirá adjuntar textos largos a las publicaciones

Antes de que Musk tomara el mando de la compañía, la cuenta de un usuario era verificada si la plataforma confirmaba que esta estaba activa y «asociada a una persona o marca conocida». Por ahora no está claro cómo la red social planea verificar la identidad del usuario más allá de cobrarle una cuota.

Twitter permitirá adjuntar textos largos a las publicaciones

Elon Musk ha advertido que Twitter podría identificar a los anunciantes que están boicoteando su plataforma por la presión de grupos activistas y contra boicotearlos.

«Nombrar y avergonzar de manera termonuclear es exactamente lo que sucederá si esto continúa», escribió Musk este viernes, refiriéndose a la fuerte caída de los ingresos que ha visto Twitter porque grupos activistas están presionando a los anunciantes para que dejen de invertir en la plataforma.

Elon: «Nombrar y avergonzar de manera termonuclear es exactamente lo que sucederá si esto continúa»

El multimillonario hizo el comentario en respuesta a una publicación en Twitter del ex asesor del Senado estadounidense, Mike Davis, quien sugirió que exponer a los anunciantes «que están sucumbiendo a los boicots» permitiría a los 114 millones de seguidores de Musk en la plataforma lanzar un contra boicot.

El multimillonario dijo este viernes que Twitter había sufrido una «caída masiva de los ingresos, debido a que los grupos activistas presionan a los anunciantes, a pesar de que nada ha cambiado con la moderación de contenidos». Asimismo, señaló que estos activistas estaban «intentando destruir la libertad de expresión en Estados Unidos».

Las declaraciones de Musk surgen después de que varios anunciantes de renombre, como la compañía de alimentos General Mills; el fabricante de las galletas Oreo, Mondelez International; y la farmacéutica Pfizer pausaran su publicidad temporalmente en la red social. Es una medida que coincide con el inicio de los recortes generalizados de personal dentro de la plataforma, recoge The Wall Street Journal.

Despidos masivos en Twitter

Esta misma semana, más de 40 grupos activistas y de derechos civiles instaron en una carta abierta a los 20 principales anunciantes de Twitter a detener su actividad a menos de que Musk acepte los estándares de moderación de contenido y tome medidas enérgicas contra los discursos de odio.

Musk defiende su decisión sobre los despidos masivos en Twitter

El multimillonario Elon Musk ha justificado su decisión de llevar a cabo despidos masivos en Twitter, red social en la que invirtió 44.000 millones de dólares, afirmando que «no hay opción» cuando la compañía pierde millones de dólares al día.

Después de que este viernes la nueva dirección comenzara a realizar recortes de personal en todo el mundo, en el marco del plan de Musk de reducir drásticamente la plantilla compuesta actualmente por 7.500 trabajadores, el magnate tuiteó el mismo día por la noche: «En cuanto a la reducción de personal de Twitter, por desgracia no hay opción cuando la compañía pierde más de cuatro millones de dólares al día. A todos los que se fueron se les ofreció tres meses de indemnización, que es un 50 % más de lo que exige la ley».

Además, el director general de Tesla compartió una serie de publicaciones del jefe de seguridad e integridad de la red social, Yoel Roth, quien proporcionó «los hechos sobre la situación actual» de la capacidad de moderación de contenidos en Twitter. Este responsable asegura que, aunque se han despedido a «amigos y colegas increíblemente talentosos», las capacidades básicas de moderación de contenidos en la plataforma «siguen en pie».

«La semana pasada, por razones de seguridad, restringimos el acceso a nuestras herramientas internas a algunos usuarios, entre ellos algunos miembros de mi equipo. La mayoría de los más de 2.000 moderadores de contenidos que trabajan en la revisión de primera línea no se vieron afectados, y el acceso se restablecerá por completo en los próximos días», afirmó, añadiendo que la medida no tuvo absolutamente ningún impacto en «más del 80 % del volumen de moderación de contenidos entrantes».

Actualmente la empresa ha perdido una gran cantidad de ingresos, de lo que Musk culpó a los activistas que presionan a los anunciantes para que dejen de pautar. En consecuencia, el empresario trata de disminuir los costos, anunciando despidos masivos y eliminando los días de descanso extra para los que se queden. Hace unos días Musk también anunció que va a cobrar ocho dólares por mes a las cuentas verificadas.