Vitamina D y sus consecuencias.

Vitamina D

La deficiencia de vitamina D y sus consecuencias constituyen un problema de salud pública a nivel mundial, que afecta principalmente a aquellos países ubicados a elevadas latitudes como Argentina y Chile, siendo la principal causa la falta de exposición solar. En Argentina, específicamente en regiones australes, los niveles séricos de vitamina D disminuyen significativamente en período invernal.

Contenido aproximado de vitamina D en algunos alimentos.

Aceite de hígado de bacalao 200
Pescados (arenque, salmón, sardinas, atún) 6 a 22
Margarina fortificada 6
Leche fortificada 1
Huevo 0,6

Fuente de la Información

Vitamina D

La vitamina D es una provitamina soluble en grasas. Las dos formas fisiológicamente relevantes de esta vitamina son la vitamina D2 o ergocalciferol y la D3 o colecalciferol. La vitamina D2 proviene de los esteroles presentes en las levaduras y las plantas y la vitamina D3 se origina por vía fotoquímica mediante la acción de la luz solar o ultravioleta a partir de un precursor, el 7-dehidrocolesterol presente en la piel. Se encuentra además en los alimentos de origen animal. Ambas formas de vitamina son biológicamente inertes y necesitan dos hidroxilaciones para convertirse en la forma activa: la 1,25 dihidroxivitamina D [1,25 (OH)2D] o calcitriol.

Absorción y metabolismo: la vitamina D ingerida se absorbe a partir del intestino junto con los lípidos, con ayuda de la bilis. La vitamina D de la piel o el intestino se une a la proteína captadora de vitamina D plasmática (DBP) para transportarla a los sitios de depósito en hígado, piel, cerebro, huesos y probablemente otros tejidos. La vitamina D3 (colecalciferol) se forma en la piel por la acción de rayos ultravioletas (UV) en la luz solar sobre el 7-dehidrocolesterol. La luz solar también convierte la vitamina D3 en un componente inerte.

La cantidad relativa de la provitamina D3 y los compuestos inertes producidos dependen de la intensidad de la radiación UV, la cual disminuye a mayor latitud. Otros factores que afectan la cantidad de provitamina D3 que sintetiza la piel son la pigmentación de la piel, uso de bloqueadores solares, la edad, la estación del año y el tiempo de exposición a la luz solar.

Vitamina D
Vitamina D

La vitamina D3 convierte en el hígado en un metabolito biológicamente activo, 25-hidrocolecalciferol (25 OHD3), que es cinco veces más potente que la vitamina D3. El nivel sanguíneo del 25 OHD3, y el esterol predominante de la vitamina D en la sangre, dependen de la ingesta y la exposición a la luz solar. La forma activa de la vitamina D o el calcitriol (1,25 dihidroxi vitamina D), con 10 veces la potencia de la vitamina D3, se produce en los riñones. Aumenta la captación de calcio y fosfato al actuar en el intestino aumentando su absorción y en los huesos al incrementar su movilización. La síntesis del calcitriol se regula por los niveles séricos de calcio y del fósforo. La hormona paratroidea (PTH), que se libera en respuesta a la disminución del calcio sérico, parece ser el mediador que estimula la producción de 1,25(OH)2 D3 por el riñón.

Funciones: Vitamina D

La principal función de la vitamina D, considerada como una forma esteroidea, es mantener las concentraciones de calcio y fósforo en plasma dentro de los límites normales. En el intestino, estimula la absorción de ambos minerales. Cuando la ingesta de calcio es inadecuada para satisfacer los requerimientos, la vitamina D junto con la parathormona (PTH), estimulan la movilización de calcio de las reservas óseas, a fin de mantener la calcemia en los límites normales. En los últimos años la importancia de la vitamina D en el ser humano se amplió, dado que participa en procesos autocrinos, paracrinos y endocrinos variados, no solo relacionados con el metabolismo del músculo esquelético.

Está involucrada en la función del páncreas y del músculo liso, en el control y liberación de citocinas que participan en la modulación del sistema inmune, en la proliferación, maduración y diferenciación celular.(85)(86) Existe evidencia de estudios observacionales que destacan el rol fundamental que desempeña la vitamina D en la secreción normal de insulina(87)(88), de hecho, se reportó que pacientes deficientes de vitamina D y con limitada secreción de insulina, muestran una mejora en la síntesis de ésta última una vez que la vitamina es suplementada en la alimentación(89). El mismo es consistente con otras investigaciones en donde aseguran el efecto benéfico que tiene la 1,25-(OH) 2D3 sobre la función celular beta en animales en experimentación.

Recientemente la hipovitaminosis D se señaló como FR para la intolerancia a la glucosa, encontrándose un aumento en la secreción de insulina y una mejora considerable en la tolerancia a la glucosa en pacientes que reciben tratamiento suplementado con vitamina D(91)(92) y estableciéndose, por tanto, una asociación inversa entre los niveles de vitamina D y el riesgo a desarrollar diabetes tipo 2.

La deficiencia de vitamina D es más común en pacientes con diabetes tipo 2 que en aquellos con diabetes tipo 1.(94) No obstante, su posible rol en la génesis de esta última se dilucidó con mayor profundidad. En la diabetes mellitus tipo 1, la 1,25-(OH)2 D3, tiene notables efectos antiinflamatorios e inmunomoduladores que podrían ser de utilidad en su tratamiento. Existe evidencia, a partir de varios modelos animales, que la vitamina D es importante en el control de la presión sanguínea y la hipertensión arterial.

Funciones: Vitamina D

La principal función de la vitamina D, considerada como una forma esteroidea, es mantener las concentraciones de calcio y fósforo en plasma dentro de los límites normales. En el intestino, estimula la absorción de ambos minerales.

Cuando la ingesta de calcio es inadecuada para satisfacer los requerimientos, la vitamina D junto con la parathormona (PTH), estimulan la movilización de calcio de las reservas óseas, a fin de mantener la calcemia en los límites normales.

En los últimos años la importancia de la vitamina D en el ser humano se amplió, dado que participa en procesos autocrinos, paracrinos y endocrinos variados, no solo relacionados con el metabolismo del músculo esquelético. Está involucrada en la función del páncreas y del músculo liso, en el control y liberación de citocinas que participan en la modulación del sistema inmune, en la proliferación, maduración y diferenciación celular.

Existe evidencia de estudios observacionales que destacan el rol fundamental que desempeña la vitamina D en la secreción normal de insulina, de hecho, se reportó que pacientes deficientes de vitamina D y con limitada secreción de insulina, muestran una mejora en la síntesis de ésta última una vez que la vitamina es suplementada en la alimentación.

El mismo es consistente con otras investigaciones en donde aseguran el efecto benéfico que tiene la 1,25-(OH) 2D3 sobre la función celular beta en animales en experimentación.

Recientemente la hipovitaminosis D se señaló como FR para la intolerancia a la glucosa, encontrándose un aumento en la secreción de insulina y una mejora considerable en la tolerancia a la glucosa en pacientes que reciben tratamiento suplementado con vitamina D(91)(92) y estableciéndose, por tanto, una asociación inversa entre los niveles de vitamina D y el riesgo a desarrollar diabetes tipo 2.

La deficiencia de vitamina D es más común en pacientes con diabetes tipo 2 que en aquellos con diabetes tipo 1.(94) No obstante, su posible rol en la génesis de esta última se dilucida con mayor profundidad. En la diabetes mellitus tipo 1, la 1,25-(OH)2 D3, tiene notables efectos antiinflamatorios e inmunomoduladores que podrían ser de utilidad en su tratamiento. Existe evidencia, a partir de varios modelos animales, que la vitamina D es importante en el control de la presión sanguínea y la hipertensión arterial.

Vitamina D

Algunos efectos de la vitamina D también se observan sobre la actividad muscular. Se propusieron efectos genómicos y no genómicos que mejoran la potencia muscular, asociados a una mejor resistencia ósea, lo cual disminuye el riesgo de caídas, y reduce el riesgo de fracturas. La biopsia muscular de individuos con deficiencia de vitamina D, revela atrofia de las fibras contráctiles rápidas (tipo II). Como las fibras de tipo II son las primeras reclutadas para no caer, la atrofia de éstas, por deficiencia de vitamina D, puede explicar el aumento en el riesgo de caídas.

Por otra parte, el calcitriol afectaría el metabolismo lipídico manteniendo bajos niveles de apolipoproteína A-1 o afectando indirectamente el recambio del colesterol HDL, o a través de mecanismos inmunológicos protectores de la vasculatura.

En jóvenes, los estudios longitudinales demostraron una asociación significativa entre los niveles de la vitamina D y los FR de riesgo cardiovascular, sugieren que la repleción con vitamina D tiene el potencial de mejorar el perfil de riesgo cardiovascular durante la infancia y la adolescencia y disminuir el riesgo de desarrollar ECV en la edad adulta.(97) Existen evidencias que sugieren un rol importante de la vitamina D en el desarrollo y la función del cerebro, incluyendo la neuroprotección que podría ser ejercida a través de la inmunomodulación, la regulación del calcio neuronal, los mecanismos antioxidantes, la mejoría de la conducción nerviosa y de la desintoxicación.

En adultos mayores la deficiencia de vitamina D se asocia a un peor rendimiento y bajo estado de ánimo, sugiriendo una posible asociación entre concentración de vitamina D y función cognitiva.

Aporte al organismo: la forma más importante de su aporte al organismo es mediante la síntesis en la piel por exposición al sol, no obstante, esta producción se ve afectada por una gran variedad de factores, entre ellos el grado de pigmentación cutánea, la latitud, la estación del año, la hora del día, el envejecimiento, al vestimenta, la contaminación atmosférica y el uso de pantallas solares.

Alimentos fuente: sólo una pequeña cantidad (30%) de vitamina D puede ser obtenida desde la alimentación, ya que sólo algunos escasos alimentos la contienen naturalmente. La vitamina D3 se encuentra especialmente en grasas lácteas (leche, yogur y quesos), huevo, hígado, pescados (como el arenque, salmón, atún, sardinas, jurel). Los lácteos que son adicionados con la vitamina constituyen una de las principales fuentes dietéticas.

Ahora bien, antes de terminar esta nota, los queremos invitar desde la redacción a que sumen su opinión y quieran compartir. Todo será bienvenido. En Palermonline Noticias, podés participar de las notas escribiendo mediante la Carta de Lectores; los aportes son agradecidos y nos muestran otras visiones desde otros puntos de vista.

CARTA DE LECTORES

Si Usted quiere comentar ésta nota envíenos un mail
lectores@palermonline.com.ar
(Por favor, identifique está nota con el titulo
en el encabezado del Mail que nos envía. Gracias)

SUSCRIPCION A PALERMONLINE NOTICIAS

Suscripción a Palermonline Noticias en Google News

1 – Sí Usted quiere Suscribirse a Palermonline Noticias
y a Nuestro canal en Google News
Haga Click Aquí
y marque la estrella.

Barrio de Palermo en Internet | Palermonline

2 –  Palermo On Line en Twitter.
3 –  Palermo On line en Instagram.
4 –  Palermo On line en Facebook
Buscar Vitamina Dl en Internet

Vitamina D en Google

Vitamina D en Yahoo

Vitamina D en Bing

Vitamina D en Wikipedia

Vitamina D en Twitter

Vitamina D en Instagram

Vitamina D en Palermonline

El Mensaje de Mercurio
Fuente Decorativa
Columna Meteorológica
Bañista