Las camionetas de Radetic y Biscardi se donará a un hospital que recibe víctimas de tránsito

Por pedido de ACTIVVAS, el dinero de la venta de las camionetas de Radetic y Biscardi se donará a un hospital que recibe víctimas de tránsito

Se trata de los vehículos que usaron los jóvenes para correr picadas en la 9 de Julio,
en mayo del año pasado.

El martes 29 de mayo, la Justicia porteña rematará las dos camionetas que usaron Alejandro Radetic y Alejandro Biscardi para correr picadas en la Avenida 9 de Julio durante una madrugada del 23 de abril de 2017. El dinero recaudado será donado al Hospital Piñero, uno de los centros de salud porteños con mayor demanda en la atención a heridos y lesionados a causa de traumas viales. Con el dinero que reciba, el Hospital ubicado en el barrio de Flores comprará tres respiradores artificiales.

“Para ACTIVVAS resultó prioritario pensar en hospitales públicos que atienden a pacientes con traumas viales, a la hora de pensar el destino del dinero que se recaude en la subasta”, destacó Ema Cibotti, presidente de la ONG. “En este caso, al igual que otros centros de salud de la ciudad, el Hospital Piñero debe tratar a diario con las consecuencias de la violencia vial en la salud de las personas”, destacó Ema Cibotti, presidente de la ONG.

Cabe recordar que en el caso de las picadas en la 9 de julio, ACTIVVAS se constituyó como Amigo del Tribunal (“Amicus Cureae”) frente al Juzgado N° 10, a cargo del juez Pablo Casas. Bajo esta figura, la ONG elevó sugerencias al juez interviniente, y entre otras actividades, asesoró en los mensajes de seguridad vial que Radetic y Biscardi debieron compartir en sus redes sociales, como parte de su condena.

Es que fallo del juez Casas incluyó una decisión inédita para este tipo de casos, al condenar a los infractores a “difundir una vez al mes, en su cuenta de la red social Instagram por la influencia que tiene en la misma, y la cantidad de seguidores, una campaña de seguridad vial, en imagen o video audio visual, que le será enviada mensualmente para tal fin”.

Luego de un juicio abreviado que duró un mes y medio después, los jóvenes fueron condenados a un año de prisión en suspenso, dos años de inhabilitación para conducir y el decomiso de sus camionetas.

El remate, organizado por el Banco Ciudad de Buenos Aires, comenzará con un precio de base para la camioneta Dodge Ram 1500 modelo 2014 de medio millón de pesos, y de 250 mil pesos para la Porsche Cayenne Turbo de 2004. De acuerdo con lo difundido por el Ministerio Público Fiscal, las camionetas están en perfecto estado y fueron modificadas “para tener un rendimiento superior al de su origen de fábrica, por lo que se espera superar con creces estos valores iniciales”.

Palermonline

Palermonline Noticias info@palermonline.com.ar

error: Te queremos :-)