Comedor diario y principal, cada uno con su estilo

Compartí :-) .

Por Angie Bradley, Socia Olivia D (www.oliviad.com.ar).

Si la casa lo permite, siempre es muy cómodo tener un comedor diario y otro principal. De esta manera, cada uno puede tener su decoración de acuerdo a su funcionalidad. En este sentido, ambos espacios se utilizan para comer, pero pueden tener agregados extras o ser usado para distintas ocasiones.

En un principio, cada uno tiene su función. El diario es mucho más usado para actividades cotidianas, que no siempre tienen que ver con comer. Cuando se planea una mesa para ese lugar hay que tener en cuenta que se usa para estudiar, para que los chicos hagan la tarea y también es la base para apoyar la notebook y trabajar. Por su parte, el principal se lo destina a eventos especiales, encuentros sociales, festejos y, algunos, lo emplean para hacer reuniones laborales de mayor importancia.

En cuanto a la estética, también hay diferencias. Mientras el diario se viste con materiales más resistentes y sufridos (mesas con tapa de madera más rústica, con lustre de ese estilo. También se elige mucho la madera de paraíso arenado o acabado de poliuretano semi mate), para el principal se eligen materiales más delicados. En este espacio podemos ver mesas con tapa de piedra, sillas tapizadas con géneros que son para uso esporádico. También es un diseño más destacado, más imponente.

Otra distinción es que el comedor principal, generalmente, cuenta con más metros cuadrados. Allí se puede poner una mesa más grande que otorga un mayor confort. También, a veces, se la coloca para posibilitar que se hagan dos actividades en simultáneo.

En algunos casos no hay mesa en el comedor principal. Entonces, al momento de comer los dueños de casa eligen otros ámbitos como una barra o una mesa baja que generalmente está en el living. Estas últimas son mesas que son un poco más altas que las normales.

Para los comedores diarios, una de las mayores exigencias actuales es equiparlos con dispositivos electrónicos (plasma, teléfono, equipo de audio). En cuanto a los materiales, hoy se usa la madera natural, casi sin lustre (aunque algo siempre tiene). Las sillas suelen estar enfundadas, total o parcialmente, y una tendencia son las de acrílico. En estos ambientes la iluminación debe ser clara, que sirva para un área de trabajo.

Generalmente se trata de que haya un hilo conductor, puede ser un color o un tipo de lustre, por ejemplo. El comedor principal no siempre responde a un solo estilo, puede tener un mix. Una tendencia que está creciendo estos días es la que recicla muebles antiguos dándoles toques modernos. También los usuarios se inclinan por muebles con acabados con tachas en las patas o vértices, mármol y cristal. En contraposición, ya no se ven tantas piezas espejadas.

En el comedor principal, un detalles importante es sumar una carpeta debajo de la mesa, pues ayuda a sostener todo lo que se coloca encima. Esto es imposible para un diario. Por otra parte, si éste último está integrado, hay que tener cuidado y vestir sus sillas con telas oscuras, optar por el acrílico que es de fácil mantenimiento y es moderno y se pueden usar piezas de exterior para darle un guiño actual. Fundamental, que tenga una campana y ventilación adecuada.

Por último, en los comedores principales la iluminación debe ser más intimista, no debe quemar lo que estamos viendo. En estos espacios se pueden colocar arañas, tanto las clásicas como las que tienen líneas antiguas pero con toques de vanguardia, ya sea en sus cristales de colores o en las pátinas de las bases. Es bueno que haya luces puntuales para el arte o rincones especiales.

Palermonline

Palermonline Noticias info@palermonline.com.ar

error: Te queremos :-) pero no nos copies. estamos trabajando en Palermo desde 1999