Números rojos. Caen las ventas en comercios un 8,3%. La UIA pide ajuste. Gobierno ausente.

Bienvenidos a la disminución generalizada de la actividad económica. Los logros de Cristina y sus secuaces.

La gente no gasta. Así lo informó la Confederación Argentina de la Mediana Empresa La baja se registró a pesar del abanico de ofertas de descuentos y promociones que los comerciantes pusieron en vidriera para mejorar la liquidez.

Las ventas de los comercios minoristas cayeron un 8,3 por ciento en mayo y acumularon así su quinto mes consecutivo en retroceso, por lo que el consumo no mostró mejoras durante este año en este sector clave para miles de empleos.

«Es el quinto mes consecutivo del año en que las ventas minoristas caen fuertemente afectando a todos los rubros. Las bajas porcentuales más profundas se registraron en electrodomésticos, inmobiliarias, ferreterías, y jugueterías», informó la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (Came).

La baja se registró a pesar del abanico de ofertas de descuentos y promociones que los comerciantes pusieron vidriera para movilizar las ventas y mejorar la liquidez.

Tampoco los aumentos salariales que llegaron en mayo, con el primer tramo de los acuerdos de las paritarias 2014, pudieron revertir la caída del consumo, evaluó la Came en un comunicado de prensa.

«En general, muchas familias volcaron ese dinero (del aumento) a sanear sus pasivos financieros, especialmente sus deudas con las tarjetas de crédito, para evitar los altos recargos», apuntó la
entidad.

Los grandes ganadores piden un nuevo ajuste
La UIA pide ajuste

Su titular Héctor Méndez sostuvo que su intención no es «pasar ninguna factura» sobre lo hecho en el pasado, por lo que subrayó que de cara al futuro «lo que importa es saber qué es lo que se necesita”.

El presidente de la Unión Industrial Argentina (UIA), Héctor Méndez, analizó la situación económica actual y sostuvo que «hace falta un ajuste», mientras que insistió con la necesidad de que haya diálogo entre el Gobierno y los empresarios.

El titular de la UIA sostuvo que su intención no es «pasar ninguna factura» sobre lo hecho en el pasado, por lo que subrayó que de cara al futuro «lo que importa es saber qué es lo que se necesita en este momento y trabajar en función de eso».

«Primero tenemos que saber dónde estamos parados porque si no dan los números, hay que ver qué es necesario y qué no. El Estado está perdido», advirtió Méndez, quien aclaró que no hay que «sacar subsidios», sino que «es necesario transparentar».

No obstante, admitió que «los ajustes son siempre tragos amargos».

En ese sentido, destacó: «Si hay que hacer ajustes, a todos nos toca. El ajuste que menos voluntad veo es el del Estado».

Al ser consultado sobre las políticas económicas llevadas a cabo por el Gobierno y por la marcada devaluación de enero pasado, el empresario consideró que «han ido en el sentido correcto».

Para el empresario debería haber menos presión triburaria «sobre los trabajadores y sobre el impuesto a las ganancias», mientras que calificó como «muy alta» a la tasa de interés.

Por otro lado, respecto del llamado a la «unidad» que realizó la mandataria Cristina Kirchner, en diálogo con un matutino, opinó: «Ningún dirigente que se precie de tal puede hacer oídos sordos a una convocatoria de la presidenta en esa dirección», mientras que consideró que «no es un problema político sino de convivencia».

«El tema es dialogar. Los empresarios son absolutamente permeables», sostuvo Méndez, quien cuestionó: «¿Quién quiere que le vaya mal al país? Sólo una mala persona».

En ese sentido aseguró: «Necesitamos el sacrificio de todos. La presidenta merece este apoyo».