Patricia Bullrich

Por que Patricia Bullrich es en Argentina el equivalente a Conrado Sol en la serie El Chapo

¿Quién es Conrado Sol en El Chapo?

Conrado Sol en El Chapo, es representado como un político ambicioso; el personaje fue interpretado por Humberto Busto. Tras el estreno de la serie en Netflix en el año 2017, Conrado Sol en El Chapo es considerado un político mexicano ambicioso, aunque se ha afirmado que el personaje es una representación exacta de la Ministra de Seguridad en Argentina.  Es imposible que los narcos en Argentina no tengan aportes en la política a cambio de favores. «Es Imposible, la política en Argentina funciona con plata en negro en su totalidad», «Por eso ahora los quieren incomunicados a todos, para que no prendan el ventilador y empapelen ya sabes quien» nos comentó el Dr. «Beto» un viejo lobo de mar y abogado penalista desde la salida del penal de Ezeiza.

el chapo conrado sol personaje 1.jpg 793492074

Las similitudes: Pato fue una ex terrorista montonera de la peor calaña en la política; militó como terrorista tira bombas en 1973 y pasó por cada uno de los partidos políticos argentinos sin pena ni gloria, hasta que encontró refugio en el gobierno anarcocapitalista de un panelista de Tic Toquer como Javier Milie, un excéntrico gerente de América 2000, que logró ser presidente de Argentina mediante mentiras e insultos.

746492 patricia 0%20(1)
El pasado de terrorista Montonera

Su retórica como panelista y los errores fatales del peronismo hicieron que este energúmeno fuera presidente, y sin diputados, logró hacer una alianza con la ex terrorista y ahora Ministra de Seguridad. Las preguntas sobre cómo una estúpida total de Barrio Norte logró ser ministra son un misterio absoluto de las miserias de la política argentina.

Es imposible que Patricia no haya arreglado con los monos y con los narcos peruanos, colombianos, paraguayos, porque los números no cierran. Por ejemplo, el consumo de cocaína en Argentina se disparó a cifras absolutas desde que está el nuevo Gobierno; los decomisos que realizan las fuerzas públicas no se condicen con la realidad de los consumidores que se cuentan por millones, y la liberalización de los blanqueos de capitales va en dirección de blanquear y planchar dineros del narcotráfico, como lo revelan cientos de informes, tanto oficiales como no oficiales. Las víctimas del narco se cuentan por miles, y los centros de rehabilitación no logran desbaratar el problema del consumo.

Montonera
Montonera

Mientras tanto, Patricia hace shows utilizando a la Policía Federal, a la Gendarmería, a la Prefectura y a la policía de la ciudad. Toda la política de seguridad de Patricia consiste en hacer shows mediáticos acompañados por TN y LN en casi cadena nacional. Al igual que lo hace Conrado Sol en la serie El Chapo, tengamos en cuenta que la caracterización de corrupto al mando del enlace con el narco se hace a Patricia en la misma ubicación que Conrado, logró su puesto de la noche a la mañana, igual que Conrado. Es imposible que Rosario, con su puerto privado, no vea nada de tráfico de drogas; es imposible teniendo en cuenta que a Estados Unidos deben llegar al menos 1000 kilos de cocaína por día para abastecer los Estados Unidos de América y sus narices frías.

Bullrich anticipa que habrá sanciones a efectivos que hayan usado distintivos partidarios

La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, aseguró hoy que su cartera iniciará “una actuación administrativa” a los efectivos de fuerzas de seguridad que hayan utilizado “distintivos partidarios” durante su actuación de ayer en inmediaciones al Congreso nacional, en el marco del operativo desplegado por las protestas contra la ley «Bases» que se debate en la Cámara de Diputados.

“Cualquier miembro que tenga un distintivo que sea partidario tiene una actuación administrativa”, dijo Bullrich a la prensa al salir de su domicilio.

La ministra se refirió así a la difusión de la imagen de un agente de las fuerzas de seguridad que ayer portaba en su pecho una insignia que se identifica con las ideas libertarias en los alrededores del Congreso, mientras se discutía la ley “Bases”.

En el marco de la actuación policial, un agente apareció fotografiado con la llamada “Bandera de Gadsden”, que representa una serpiente enroscada acompañada por la leyenda “No me pises”, que se identifica con posturas ultra liberales.

Sobre los incidentes entre manifestantes y las fuerzas de Seguridad, Bullrich evaluó que “ayer se discutía una ley y afuera (del Congreso) había una marcha ordenada, hasta que en un determinado momento decidieron, a propósito, salir a copar la calle, con el objetivo que la gente no pudiera volver tranquila a su casa”.

“Se actuó de acuerdo al protocolo”, indicó Bullrich al ser consultada sobre cómo evaluaba la actuación de la Policía Federal y otras fuerzas de seguridad que intervinieron en el operativo frente al Parlamento.

LA HISTORIA DE CONRADO SOL

Y es que, a pesar de que el actor Humberto Busto mencionó que el personaje que interpretó es solo ficción, los seguidores mencionaron que hay un cierto parecido a Patricia Bullrich , quien es Ministra de Seguridad.
La realidad superó a la ficción.

En la temporada 3 del Chapo, el personaje de Conrado Sol cambia de partido y vende al presidente para apoyar al nuevo presidente para convertirse en Secretario de Gobernación.

En la tercera temporada de la serie cuenta con 13 capítulos, donde los usuarios quedaron impactados por cada episodio, sobre todo la participación de Sol, un personaje que representó la ambición y poder de los políticos.

El personaje de Conrado Sol en El Chapo, sigue teniendo vínculos con Guzmán, además dan a conocer su homosexualidad, pero Sol se casa con Berta para guardar las apariencias de sus preferencias.

CONCLUSIÓN sobre Bullrich

La corrupción en los políticos que manejan la seguridad de los países puede atribuirse a diversas razones, y es un fenómeno complejo que varía según el contexto y las circunstancias específicas de cada país. Algunas de las razones más comunes incluyen:

Poder y discrecionalidad: Los cargos relacionados con la seguridad suelen otorgar a los políticos un gran poder y discrecionalidad en la toma de decisiones. Este poder puede tentar a algunos individuos a aprovecharlo para obtener beneficios personales, como sobornos o favores.

Falta de transparencia: La falta de transparencia en las operaciones de seguridad y en la asignación de recursos puede propiciar ambientes propensos a la corrupción. Cuando no hay suficiente supervisión y rendición de cuentas, es más fácil para los políticos corruptos aprovecharse de la situación.

Presión del crimen organizado: En algunos casos, los políticos encargados de la seguridad pueden enfrentar amenazas y presiones por parte del crimen organizado. Esta situación puede llevar a la corrupción como una forma de autoprotección o como una manera de evitar represalias.

Salarios bajos y falta de incentivos: En algunos lugares, los salarios de los funcionarios encargados de la seguridad pueden ser relativamente bajos en comparación con las responsabilidades y riesgos asociados con sus funciones. La falta de incentivos económicos puede llevar a la tentación de buscar ingresos adicionales a través de prácticas corruptas.

Cultura de impunidad: Si hay una cultura de impunidad en la que los actos corruptos raramente son castigados, los políticos pueden sentirse más inclinados a participar en prácticas corruptas, ya que perciben que es menos probable que enfrenten consecuencias legales.

Inestabilidad política y económica: La inestabilidad política y económica en un país puede aumentar las probabilidades de corrupción, ya que los políticos pueden verse tentados a aprovechar su posición para asegurar su propio bienestar financiero en medio de la incertidumbre.

Falta de ética y valores: La falta de ética y valores sólidos en algunos individuos puede llevar a comportamientos corruptos, especialmente cuando se enfrentan a decisiones difíciles relacionadas con la seguridad nacional.

Es importante destacar que no todos los políticos que manejan la seguridad de los países son propensos a la corrupción, y muchos trabajan diligentemente para garantizar la seguridad y el bienestar de la sociedad. Sin embargo, abordar la corrupción requiere medidas que promuevan la transparencia, la rendición de cuentas y la promoción de una cultura ética en el ámbito político y de seguridad.