Palermo Online Noticias IMAGEN

Un nuevo episodio de Jacobo Winograd

Publicado por

El mediático empresario Jacobo Winograd fue liberado a primera tarde del martes tras quedar detenido ellunes por más de diez horas luego de una pelea y episodio ocurrido el lunes por la noche en el porteño barrio de Palermo.

Luego de recuperar la libertad, Winograd dialogó con la prensa del amor y explicó su versión de los hechos: «Le pegué un cachetazo a uno porque quería que un policía me haga la multa porque estaba parado en línea amarilla. Le dije ‘Ya me voy’ y él me respondió ‘Sos la peste, judío de mierda'». Lo corrí, le exigí que me pidiera perdón, y dos clientes, que ni los conozco pero eran judíos como yo, también le pegaron dos trompadas».

Tras el hecho, Winograd quedó detenido durante «16 horas en un calabozo» de la Comisaría N°15. El mediático afirmó que “quedó todo grabado” por lo que responderá a la denuncia original en la Justicia.

QUIEN ES

Jacobo Luis Winograd, nació en Santiago de Chile, 16 de agosto de 1955, es un empresario, actor, mediático, comediante y conductor de radio chileno naturalizado argentino, nacido en el seno de una familia de origen judío asquenazí y clase social trabajadora. Jacobo Winograd

Su padre, Saul Winograd, era polaco y su madre, Marta, alemana, y se conocieron en el campo de concentración de Auschwitz, del que escaparon.

​ Jacobo Winograd llegó a la Argentina desde Chile, junto a sus padres y cinco hermanas (de las cuales dos son mellizas) cuando tenía 4 años. Se instalaron en el barrio de Mataderos, y al poco tiempo, su madre los abandonó. Debido a la precaria situación económica y a la dificultad para criar a sus hijos, su padre decidió internarlo en un asilo de niños y ancianos de la AMIA en Burzaco, y a sus hermanas en un colegio de mujeres.​ Jacobo escapó de ese asilo a los 13 años.

En 1986 hizo saltar la banca del Casino de Mar del Plata, ganando cerca de 2.800.000 dólares, aunque fue perdiendo paulatinamente dicha fortuna por haberla vuelto a jugar. A mediados de los años ’90 nació su única hija, llamada Nazarena. ​ Winograd afirma que desde su nacimiento no ha vuelto a jugar en un casino.

A lo largo de su vida se dedicó de manera a diversos negocios, como la industria textil y el alquiler de autos. Sin embargo, a partir de 1995 comenzó a entrar en el círculo actoral, que luego lo llevaría a trabajar en la televisión. En 1999 actuó por primera y única vez en cine, en la película «Trampa para gatos III: el regreso de Jacobo», junto a Flavia Miller y bajo la dirección de Víctor Maytland.

Su salto a la fama se produciría en 1996, participando en el programa Mediodía con Mauro, del conductor Mauro Viale, opinando sobre el Caso Cóppola. Allí, participaba junto a otros invitados y personajes de la baja farándula, que debatían sobre la realidad del país. Durante fines de los ’90 continuó asistiendo a dichos programas, aunque sus apariciones eran más numerosas en señales de cable.